UNO A UNO

EQUIPO CON MAYÚSCULAS

César Remón firmó ayer un gran partido. :: fernando díaz
/
César Remón firmó ayer un gran partido. :: fernando díaz

ELOY MADORRÁN

D ía completo para la UD Logroñés que firmó el mejor partido de la temporada. Bien en todas las facetas del juego y tercera victoria consecutiva.

9 9 Sólo por el golazo que marcó, el brasileño se merece ser la figura
Pero es que además trabajó sin descanso durante los noventa minutos para buscar oportunidades y para asociarse con los compañeros.

Tuvo poco trabajo y lo poco que tuvo lo resolvió bien. Un mal bote de balón le jugó una mala pasada en la única opción visitante.

Activo, incansable y hecho al puesto y a la categoría. El jugador vallisoletano es una realidad. Va a ser difícil quitarle el puesto.

Ha ganado en confianza y su aportación en el lateral izquierdo, que no es su puesto, está siendo mejor partido a partido.

Haciendo valer su experiencia, el vitoriano es capaz de solucionar los problemas con éxito. Aporta tranquilidad al resto de sus compañeros.

Consolidado ya en el puesto, el de Nájera está disfrutando de un gran momento de forma. Otro que se asienta en el puesto jornada tras jornada.

Apenas pudo completar 13 minutos de juego antes de retirarse lesionado. Habrá que esperar a conocer qué problema tiene.

El gaditano firmó un partido de más a menos. En la primera parte fue una pesadilla para la defensa. Además completó su gran partido con un gol en una falta directa perfectamente ejecutado.

No brilla, pero está. Es ese tipo de jugador que da equilibrio a los equipos desde una trabajo poco reconocido, poco mediático, pero muy necesario y apreciado por su técnico.

Buen partido del delantero vasco. Trabajó a destajo durante el tiempo que estuvo en el campo, haciendo jugar desde segunda línea a sus compañeros. Su gran problema es que un goleador vive del área y, sobre todo, del gol. Necesita marcar como el comer.

Gran partido del extremo catalán. Ayer jugó a pierna cambiada, por la banda derecha, y firmó una excelente actuación. Sumó numerosas llegadas al área contraria y fue objeto de un posible penalti antes del descanso. Pero además realizó una gran labor en tareas defensivas, presionando cuando el equipo perdía el balón.

Junto a Marcos André, el mejor del partido. Salió desde el banquillo debido a la lesión de Andy y se erigió en el líder del equipo. Apareció en los balones aéreos, recuperó por tierra y ayudó a los centrales. Omnipresente y siempre eligiendo la mejor opción.

Acostumbrado a la titularidad en los últimos partidos, ayer le tocó salir desde el banquillo. Disfrutó de un cuarto de hora para demostrar su verticalidad, pero apenas tuvo ocasiones. Habrá que esperar a próximas jornadas.

También salió desde el banquillo, aunque disputó algo más de media hora. Con él, el equipo recuperó el dibujo clásico, con el vasco por detrás de Marcos André.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos