Un entrenamiento casi al completo y que abre opciones

El Calahorra realizará hoy su última sesión preparatoria de cara al encuentro de mañana frente a la UDLogroñés. Un partido con muchos alicientes alrededor del mismo, pero que en el seno del equipo se está valorando con normalidad. Lo realmente diferenciador a la hora de mejorar el ambiente en el vestuario fue la victoria lograda frente al Oviedo B.

El entrenamiento del día de ayer, que se realizó en el campo de hierba artificial, fue un buen ejemplo de la buena sintonía en el equipo, en una oportunidad más para Miguel Sola de cara a disipar su dudas de cara al once que dispondrá en Las Gaunas. Los nuevos jugadores ya están plenamente integrados y Carralero, Manjón y Aly Coulibaly empiezan a mostrar sus cualidades y son tenidos en cuenta con el entrenador, abriendo el abanico de opciones y la competencia.

En cuanto a las bajas, Sergio Parla se entrenó con normalidad después del pisotón sufrido ante el Oviedo B en el pie por el que recibió puntos, mientras que Xabier Cárdenas da muestras de su total recuperación, aunque todavía le quedan entrenamientos para recuperar su máximo nivel físico. Por su parte, Txomin Barcina se ejercitó en solitario y es baja segura para Las Gaunas.

Kilos de vino

Por otra parte, la bodega Marqués del Atrio de Mendavia, patrocinadora principal del Calahorra, anunció en el día de ayer que premiará al mejor jugador del equipo que gane el derbi de mañana con su peso en vino. Del mismo modo, la actuación más destacada del equipo derrotado recibirá su edad en botellas de vino, y así será también para los dos mejores jugadores en caso de empate.

 

Fotos

Vídeos