UD LOGROÑÉS

Bendita locura en Las Gaunas

Pablo Bobadilla se levanta por encima del resto para rematar a gol un saque de esquina. /Fernando Díaz
Pablo Bobadilla se levanta por encima del resto para rematar a gol un saque de esquina. / Fernando Díaz

La UDL falla un penalti, regala un mano a mano, marca en el minuto 90 y se mete, de momento, en el 'play off'

Eloy Madorrán
ELOY MADORRÁNLogroño

Pablo Bobadilla emerge en el punto de penalti, se eleva sobre el resto y conecta un cabezazo que se aloja en la portería de Cebriá. Minuto 90. Éxtasis. 25 puntos y tercer puesto momentáneo en la clasificación. A dormir con la satisfacción del deber cumplido.

1

0

El de ayer era un día para no fallar. Y la UD Logroñés no lo hizo. Otro síntoma claro de que las cosas están cambiando en el equipo blanquirrojo. Victoria ante el Vitoria 1-0 y primera oportunidad en la temporada para pisar la tierra prometida. Puestos de 'play off'.

UD Logroñés
Miguel, Iglesias, Caneda, Bobadilla, Flaño, Carles Salvador, Olaetxea, Ñoño, Víctor López (Rubén Martínez, 62), Rayco (Ander Vitoria, m.70) y Marcos André (Andy, m.77).
Vitoria
Cebriá, Camus, Escoruela, Hernández, Kaiser, Atienza, Lara, Ribeiro (Txaber, m.51), Koldo Obieta, Iruretagoyena (Dieng, m.64) y Regís (Dios, m.80).
Goles
1-0 m.90: Bobadilla remata de cabeza un saque de esquina botado por Carles Salvador.
Árbitro
Igor Garcés (navarra), auxiliado por Cornago y Osta. Amonestó a los locales Bobadilla (m.16) y Ñoño (m.44) y a los visitantes Kaiser (65), Txaber (71), Escoruela (73) y Obieta (m.90).
Incidencias
Tarde muy fría en Las Gaunas. 2.696 espectadores.

Sergio Rodríguez le ha dado la vuelta a una situación realmente difícil. Aún así queda mucha temporada por delante y no será el técnico de la UDL -siempre comedido y ponderado en sus palabras- el que lance las campanas al vuelo.

El juego por las bandas fue la mejor arma de los riojanos durante el partido

Y lo cierto es que comenzaron bien las cosas para los locales, bien plantados sobre el terreno de juego y aprovechando la profundidad por ambas bandas, en especial por la izquierda con Ñoño. Fruto de la inercia blanquirroja llegó la jugada clave de la primera mitad. Penalti tonto contra el Vitoria por mano de Iruretagoyena a la salida de un saque de esquina. Ñoño se hace con el balón pero Rayco se lo pide para ejecutar la pena máxima. Corría el minuto 15 y el golpeo del canario se fue por encima de la portería de Cebriá.

Malas noticias para los intereses riojanos. Sin embargo, fue la UD Logroñés la que siguió controlando el balón, aunque sin generar ocasiones claras de gol. Lo intentaron Ñoño y Marcos André con un pared en la frontal del área, pero el disparo del primero golpeó en el exterior de la red.

Entró entonces la cita en una fase de duermevela. Monotonía, monotonía y de vez en cuando, un susto. Siempre en la portería del Vitoria. Precisamente fue Rayco el que rompió el aburrimiento (y la cintura de Camus) con un doble recorte dentro del área, pero su centro no encontró rematador.

Rubén Martínez no acierta

Pasaban los minutos, cada vez más rápido, y no llegaba el gol. Frío en Las Gaunas. Los jugadores del Vitoria perdían tiempo y los locales se desesperaban. Pero de fútbol, poco.

Rubén Martínez, a pase de Iglesias, lo intentó desde lejos con su pierna mala, la derecha, y obligó a Cebriá a una gran intervención. Restaban diez minutos para el final y el público se despertaba.

Para entonces Marcos André se había tenido que retirar lesionado y Sergio Rodríguez cambió el dibujo adelantando a Olaetxea por detrás de Ander Vitoria mientras Andy y Carles Salvador llevaban la manija.

De nuevo Rubén Martínez, muy activo desde que salió al campo, lo intentó pero su disparo se fue al exterior de la red. Moría el partido sin que la UD Logroñés pudiera impedirlo. Impotencia. Ñoño se reveló en una contra por su banda izquierda y logró un saque de esquina que resultó ser vital. Era el minuto 90 y la afición de Las Gaunas apelaba a la épica para sacar adelante un partido que no se podía escapar. Carlos Salvador la puso desde la esquina para que Pablo Bobadilla saltase la banca por los aires. Cabezazo del najerino que suma su tercer gol en lo que va de temporada.

El gol hizo justicia a lo visto sobre el terreno de juego. La UD Logroñés fue mejor pero no lo demostró hasta el final. Partido típico de la categoría. Encuentro de los que la UDL solía perder. Pero eso era antes. Ahora las cosas son distintas. El equipo lo sabe y el aficionado lo está descubriendo.

Más

 

Fotos

Vídeos