Un partido de otro tiempo

Peñas. Ayer se dejaron sentir, con la peña Fuenmayor.
/
Peñas. Ayer se dejaron sentir, con la peña Fuenmayor.

Fútbol interesante e intenso sobre el césped y más de 4.000 espectadores en las gradas. Algo poco habitual

M.G. FERNANDO DÍAZ

Carlos Pouso y Sergio Egea alabaron el partido que se jugó ayer en Las Gaunas. Y la verdad es que hacía mucho tiempo que este recinto no acogía un duelo con la intensidad del que ofrecieron ayer UD Logroñés y Oviedo sobre el césped y ambas aficiones en las gradas. Siempre se podrán apreciar versos sueltos, pero este domingo registró una entrada superior a los 4.000 espectadores, con 800 seguidores del Oviedo.

Habría que remontarse a los primeros partidos de la UDL para ver las gradas tan pobladas y entregadas a su equipo. Un buen síntoma, porque ayer todo el mundo (o casi todo) pasaba por taquilla. Por partidos como el de este domingo sí que merece la pena rascarse el bolsillo.