Courtois, a Madrid y Kepa, a Londres

El belga llega hoy al Bernabéu, mientras que el Chelsea medita pagar la cláusula del meta del Athletic tras descartar a Oblak

MIGUEL OLMEDA MADRID.

Curioso baile de porteros el que se trae entre manos el Real Madrid. En realidad en Chamartín andan ya cuatro veranos tras un par de guantes con el aura de campeón como los que lucía Iker Casillas antes de su desencuentro con José Mourinho. Ahí se le apagó la estrella al capitán y nunca volvió a ser el mismo. El fax impidió la llegada de David de Gea en 2015 y desde entonces Keylor Navas ha defendido con éxito -tres Champions consecutivas- y algunas mancha en su expediente la meta del Santiago Bernabéu. Siempre planeó su figura la sombra de un sustituto de mayor caché, que aterrizará hoy por fin en la 'casa blanca'. Será un viejo conocido, pero en el lado rojiblanco de la capital: Thibaut Courtois.

El fichaje del belga se venía rumiando en las últimas semanas y se intensificó a lo largo del pasado fin de semanas. «Es un asunto delicado», confesó el propio portero, aunque su representante lo pintó mucho más sencillo. «Le ha dejado claro al club que la mejor opción para él es irse a Madrid. Es una gran decisión porque quiere estar cerca de su familia y el Chelsea tiene una oferta para aceptar», aseguró Christophe Henrotay en una entrevista a The Sun. Hoy, después de que Courtois confirmase su postura a Maurizio Sarri y no se entrenase con sus compañeros ayer, se materializará el acuerdo: 35 millones tendrán la culpa del trasvase Londres-Madrid a menos de un año para que finalizase su traspaso.

Otra cuestión es la del relevo de Courtois en Stamford Bridge. Se apuntaron muchos nombres desde que cobró fuerza la posibilidad de que el belga abandonase el club. Uno de ellos fue Kasper Schmeichel, brillante en el Leicester campeón de Premier de 2016 y en Dinamarca durante el Mundial. Demasiado caro. Otro el joven Jordan Pickford, por el que el Everton pagó el verano pasado 30 millones. Después de llevar a Inglaterra a semifinales en Rusia a base de paradones, su cotización se ha disparado. También demasiado caro, piensa Roman Abramovich. La opción del legendario Petr Cech, en decadencia en el Arsenal desde que Courtois le arrebatase el sitio en el Chelsea a su llegada del Atlético, tampoco convencía. Willy Caballero, segundo portero 'blue', y el recién incorporado Robert Green, tercero, no son opciones para un equipo con aspiraciones a todo en la Premier (pese a no jugar la Champions y sí la Europa League).

El juego de pies de Oblak no convence a Sarri y el esloveno además prefiere seguir en el Metropolitano

Sin renovar

Así las cosas, emergió el nombre de Jan Oblak en las oficinas de Stamford Bridge, toda vez que aún no ha renovado su contrato con el Atlético y su cláusula de rescisión, 100 millones de euros, no parece descabellada en vista de las cantidades que se vienen manejando en el mercado. A día de hoy pocos porteros en el globo ganan partidos y el esloveno, pueden dar cuenta de ello en el Metropolitano, es uno de esos elegidos. En cualquier caso, el Chelsea ha terminado por desechar su incorporación. Sigue saliendo caro, no sólo por el montante su traspaso, en consonancia por los tiempos que corren, sino por su salario. Además, Oblak tampoco está dispuesto a abandonar el Atlético ahora que por fin se ven favoritos a levantar la Liga de Campeones, cuya próxima final se disputará precisamente en el feudo rojiblanco. Para más inri, Maurizio Sarri opina que el '13' rojiblanco anda algo 'justito' en el manejo de la pelota con los pies para el fútbol que pretende implantar en Fulham Road.

Quien gana fuerza para ocupar el sitio de Courtois una vez el belga abandone hoy el Chelsea es, caprichos del destino, un viejo objetivo del Real Madrid. Kepa Arrizabalaga estuvo a punto de vestir de blanco el pasado mes de enero, pero Zinedine Zidane cerró filas en torno a Keylor Navas y el de Ondárroa acabó renovando con el Athletic. Su cláusula, entonces, quedó fijada en 80 millones de euros que parecían alejarle de un traspaso a corto plazo... Hasta ahora.

Abramovich medita seriamente ejecutar el fichaje, toda vez que el club vizcaíno se niega en rotundo a negociar por el portero, igual que ocurrió en su momento con Javi Martínez y Fernando Llorente. Tiene que darse prisa el magnate ruso en incorporar un nuevo meta para su Chelsea, ya que el mercado en la Premier League finaliza pasado mañana a las 23:59 horas, en la víspera al comienzo de la competición. Por cerrar el círculo, en San Mamés el '1' quedaría para otro canterano con un futuro prometedor, Alex Remiro, que el curso pasado fue clave en el ascenso del Huesca a Primera y por quien ya han vuelto a llamar a la puerta desde El Alcoraz.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos