El Logroño se mira al espejo

Junior Scott intenta jugar con el pivote mientras Miguel Sánchez-Migallón le presiona. /Antonio Díaz Uriel
Junior Scott intenta jugar con el pivote mientras Miguel Sánchez-Migallón le presiona. / Antonio Díaz Uriel

Los franjivino regresan a la Liga ante un Atlético Valladolid de táctica similar y con el objetivo de mantener su dinámica

Martín Schmitt
MARTÍN SCHMITTLogroño

El Ciudad de Logroño regresa a las pistas tras el parón. Lo hace esta noche (20.00 horas) ante un peligroso Atlético Valladolid y con el objetivo de recuperar la segunda plaza que le arrebató de forma provisional el Ademar, que el martes venció al Alcobendas. Los de Miguel Velasco necesitan no perder la dinámica en la que se encontraban antes del parón y sacar adelante un encuentro complicado ante un rival incómodo, que es dirigido por un entrenador de la escuela pucelana, David Pisonero, por lo que su estilo se asemeja al practicado por el conjunto franjivino.

Choque de los equipos revelación

Los equipos revelación, Benidorm y Bidasoa, se miden este mediodía en tierras alicantinas. El Granollers y el Huesca se encontrarán con el objetivo de seguir en la lucha por el segundo puesto. Teucro y Puente Genil protagonizarán un duelo de colistas; el Anaitasuna recibe al Cuenca, y el Sinfín al Cangas.

Un equipo, el riojano, que llega con su plantilla al completo. Incluso Javi Muñoz, que podrá reaparecer esta noche en el extremo derecho después del extraño virus que le afectó al madrileño. El primero de los tres encuentros que tiene por delante Gurutz Aginagalde frente al que ha sido su afición durante los últimos catorce años.

El Atlético Valladolid es un equipo tan irregular como complicado. «Defienden casi siempre en 5-1, presionando al atacante, poniendo en apuros al equipo rival», apuntó Velasco, que recordó que el inicio de los pucelano fue muy positivo aunque llevan dos perdidos los dos últimos compromisos, ante el Sinfín (33-32) y el Guadalajara (28-30), aunque por las mínimas y, el segundo, con más de veinte paradas de Jota Hombrados.

Velasco podrá contar con toda su plantilla, incluido un Javi Muñoz que regresa tras un mes y medio de baja

En esta Asobal tan reñida, es esencial sacar encuentros como el de esta tarde porque de la segunda plaza se puede caer hasta la mitad de la clasificación en un abrir y cerrar de ojos. Eso lo sabe Velasco y sus dirigidos. Las dinámicas existen y de momento la del Ciudad de Logroño es muy positiva al ser el único equipo, al margen del Barcelona, que todavía no conoce la derrota. «Tenemos que seguir fuertes en casa y debemos seguir sumando», añadió.

La clave, ante un equipo como el pucelano, pasa por el estado de la defensa y la portería. Pero, además, a juicio del preparador segoviano «es fundamental defender bien las situaciones de dos contra dos con el pivote». «Con Abel Serdio juegan mucho y están sacando mucho rendimiento», dijo Velasco. «También es muy importante estar tranquilos y serenos en ataque ante su defensa presionante, jugando las acciones de forma táctica pero también con un plus de agresividad para combatir la agresividad que el Atlético Valladolid tiene en defensa», agregó.

El Atlético Valladolid juega mucho de memoria. Basa mucho de su juego en el pivote, con rapidez y dinamismo. Tiene el cuadro de Pisonero más juego entre líneas que de lanzamiento exterior «pero hace un balonmano bonito».

El conjunto vallisoletano llega a Logroño con la duda del pivote Turrado, afectado por proceso febril. «Será un choque disputado, en el que esperamos poder competir hasta el final», advirtió Pisonero. «Logroño cuenta con una plantilla muy polivalente, tiene jugadores muy diferentes en cada posición, lo que aporta muchas posibilidades de juego», añadió el técnico pucelano.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos