La juventud franjivina, al poder

Miguel Sánchez-Migallón, Gurutz Aginagalde e Imanol Garciandia, los tres capitanes franjivino. :: Díaz Uriel/
Miguel Sánchez-Migallón, Gurutz Aginagalde e Imanol Garciandia, los tres capitanes franjivino. :: Díaz Uriel

Cuando Gurutz debutaba en Asobal, en 1995, los otros dos capitanes nacían

MARTÍN SCHMITT LOGROÑO.

El Balonmano Ciudad de Logroño ya tiene a sus tres capitanes. La anécdota de esta temporada es que cuando el primer capitán debutaba en Asobal, en el año 1995, los otros dos llegaban a este mundo. Porque a Gurutz Aginagalde le acompañarán esta campaña Miguel Sánchez-Migallón e Imanol Garciandia, los dos jugadores con más años en el club además del irunés.

El manchego, con 23 años de edad y cuatro años y medio en el equipo franjivino, asume «con responsabilidad» la segunda capitanía, entendiendo que «el capitán es Gurutz». «Le voy a ayudar en lo que pueda, para ayudar a integrar a los jugadores nuevos, que al final es lo que siempre he hecho, enseñándoles el sistema y la ciudad», indicó el polifuncional jugador de Ciudad Real.

A su juicio, los nuevos integrantes se están acomodando muy bien en el conjunto riojano. «Es un equipo muy joven, quizá el más joven de los últimos años. Y cuando hay juventud hay siempre mucha ilusión y ganas de trabajar», apuntó.

Gurutz Aginagalde encara su decimocuarta temporada como jugador del Ciudad de Logroño, uno menos como capitán del equipo logroñés. Y esa vez con unos escuderos jovencísimos. «Ayudan un montón, conocen perfectamente el funcionamiento de todo. Creo que es bueno que los jóvenes tengan peso en el equipo y que gente como Imanol y Miguel estén con cierta responsabilidad», comentó.

Con respecto a la juventud del equipo, Gurutz apuntó que «alguno se ha asustado al ver que se han visto entre los cinco más viejos del equipo», explicó el irundarra, de 41 primaveras. «Es una buena señal para el club que haya gente joven con gran proyección que quiera estar aquí», dijo el guardameta, que afronta esta temporada «con mucha ilusión» en una temporada de cambio de ciclo.

La misma que Imanol Garciandia, jugador del Ciudad de Logroño desde hace tres campañas y que acaba de vivir su mejor curso, con presencia en el siete ideal de la Liga y convocado con la selección española. Y ahora, la tercer capitanía. «Ha sido un año redondo», apunta. La temporada que comienza ahora la afronta con mucho optimismo. «Hay que intentar coger el ritmo que llevábamos al final de temporada y seguir con esa idea y dinámica», manifestó el lateral derecho, que compartirá puesto con Balint Fekete. «El equipo tiene muy buena pinta. Los nuevos me gustan mucho. El juego lo estamos cogiendo rápido y eso es muy positivo», añadió el tercer capitán franjivino.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos