Aginagalde ya es presidente del Bidasoa Irún

M. S. SCHAFHAUSEN.

Con lágrimas en los ojos, Gurutz Aginagalde fue el hombre más buscados por los aficionados riojanos en tierras suizas así como por sus compañeros. Fue suyo el protagonismo de la última jugada en el encuentro y, una hora después, las mejores noticias se completaron desde Irún. Gurutz Aginagalde será el nuevo presidente del Bidasoa.

«Ha sido un día redondo. El terminar así en Logroño, no sólo por la última parada sino por todo el partido, por haber creído hasta el final», dijo el ahora excapitán. Porque, sin tiempo de transición, el irundarra va a pasar de la pista a los despachos. Una vida dedicada al balonmano que, tras 24 años como profesional en las canchas, no va a tener fin. La afición del Bidasoa ha respaldado la candidatura encabezada por el ya exguardameta. Tal vez por eso, y por las dificultades a las que ha tenido que superar en las últimas semanas, como es el hecho de no poder participar activamente en las elecciones, le dieron una especial emotividad a su triunfo electoral. «También estoy feliz por el hecho de haber salido elegido presidente con una participación del 85% y con esa diferencia (469 sobre 255) es culminar un día estupendo», añadió el hasta ayer capitán.

Se va un capitán, una buena persona y deja una camiseta en el Palacio, un corazón a partes franjivino e inicia un proyecto guiado por su pasión: el balonmano.

 

Fotos

Vídeos