FARISEOS

MIKEL LABASTIDA

Ay de ustedes, maestros de la ley y fariseos, hipócritas, que cierran la puerta del reino de los cielos para que otros no entren. Y ni ustedes mismos entran, ni dejan entrar a los que quieren hacerlo». Así denunció Jesús a los fariseos según la Biblia. Nunca creí que un programa como 'MasterChef' pudiera hacerme incluir un pasaje bíblico en una crónica, pero así ha sido. Los destinos del señor son inescrutables.

La mención a los fariseos la hizo Antonia Dell'Ate, que en la última entrega del concurso gastronómico lo llevó a su punto más álgido de 'reality'. «Me siento sola, me han hecho una presión para que me vuelva loca», decía entre lágrimas. «Son todos unos fariseos, que ponen una sonrisa por delante y no hacen lo mismo por detrás», acusaba al resto de participantes de la versión 'Celebrity'. Los miembros del jurado la miraban sin llegar a entender si hablaba en serio o formaba parte de un gag del que no estaban enterados. La tensión en el plató era tan grande que casi le toca a Sandra Barneda dejar su debate en Telecinco y saltar de canal a poner orden.

No se hubiese notado la diferencia. El espacio de TVE parece tomar nota de la competencia y explota el peor lado de los concursantes que ha reunido este año. Teniendo en cuenta que en 'MasterChef' hay una labor de edición muy grande se podría haber recortado gran parte del espectáculo que terminó con la expulsión de la modelo italiana. Hace tiempo que en este programa la cocina y las cuestiones del comer quedaron en un segundo plano.

La tele exige acción, sorpresas, giros inesperados. No lo dudo, pero la cadena pública no debería recurrir a los elementos que ya explotan otros canales. Hace unas semanas pudo haberse evitado las imágenes de Carmen Lomana desmayándose (o casi). Igual que la otra noche decidió recrearse con el show de Dell'Ate.

A 'MasterChef' no le hace ninguna falta caer en estos cebos. Tiene mimbres suficientes como para enganchar al espectador. Y si sienten la necesidad es que quizá ha llegado el momento de dejarlo descansar un tiempo. Que mal tampoco le vendrá. Por si alguien tenía duda, la semana que viene hay repesca.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos