20 AÑOS DE 'SEXO EN NUEVA YORK'

MIKEL LABASTIDA

En el repaso de las grandes series que han cambiado la televisión siempre se incluyen 'Los Soprano', 'The Wire' o 'A dos metros bajo tierra', pero rara vez se suele reparar en lo relevante que fue para esa pequeña pantalla cargada de estereotipos y de correcciones políticas la irrupción de 'Sexo en Nueva York', la historia de cuatro mujeres que trataban de disfrutar sus vidas sin corsés. Esto leído hoy en día puede no significar mucho, teniendo en cuenta los grandes avances en cuestión de igualdad que se han conseguido -sí, falta mucho por recorrer, pero si fijamos la vista dos décadas atrás nos asombraremos de los logros obtenidos-. En este sentido la ficción de HBO llamó la atención por la libertad con la que se expresaban y se movían sus protagonistas. Si hubiesen sido hombres, la producción habría pasado inadvertida, pero al ser mujeres llamó la atención. Para bien. Las aspiraciones laborales, las dudas existenciales, los miedos y la sexualidad en las féminas era un tema que se había tratado hasta entonces con numerosos tabúes en la pantalla. Esta vez se abordó por medio de la comedia, que siempre permite mayor número de licencias. Las primeras temporadas fueron espléndidas: un auténtico tratado de la mujer, acentuando sus diferencias, sus particularidades, sus puntos débiles. Sin renunciar a sus frivolidades y trivialidades varias. Después, es cierto, que el relato se torció y se fue volviendo un cuento cada vez más de princesas, pero sus inicios hay que reivindicarlos como muy potentes. No fue una serie de chicas, por mucho que se le suela colgar esa etiqueta. Es una serie capaz de enganchar a cualquier tipo de público. Quitándose los prejuicios antes, eso sí.

Por todo ello aplaudo cada vez que se analizan las virtudes y los muros que derribó la ficción protagonizada por Sarah Jessica Parker y que se le dedica algún merecido tributo, como el que ha organizado el festival Screen TV en Málaga para este fin de semana. Estarán allí Mariola Cubells y Conchi Cascajosa repasando lo que dieron de sí las aventuras de Carrie Bradshaw y compañía. Buenas iniciativas para buenas series.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos