Tomatito y José Mercé llegarán con 'De verdad' al Teatro Bretón el 7 de septiembre

Tomatito./
Tomatito.

PABLO GARCÍA-MANCHA

logroño. Tomatito y José Mercé desembarcarán en Logroño el próximo 7 de septiembre con la su disco 'De Verdad', una obra en la que dicen afrontar el flamenco sin contemplaciones: cante y toque, compás y alma. Dos genios, dos maestros que han marcado una época del flamenco contemporáneo y que ahora se dan la mano en pos del cante.

Son dos grandes amigos, dos indudables maestros, que se han embarcado en un profundo viaje para presentar nuevas canciones en las que recuperan sus raíces y su pasión por el flamenco más visceral. Junto a un elenco de lujo, repasarán los palos y las exquisitas melodías que les han acompañado a lo largo de sus dilatadas trayectorias y les han unido en este proyecto, además de algunos de sus grandes éxitos. La gira empezó en el Palau de la Música de Barcelona el 16 de noviembre y, desde entonces, siguen por teatros de grandes ciudades de España, Marruecos o Israel, antes de dar el salto al Royal Albert Hall de Londres, al Olympia de París o para saltar el Atlántico y actuar en Nueva York... El objetivo es pasear el flamenco, que es Patrimonio de la Humanidad, por todo el planeta.

Tomatito nació en Almería en 1958, rodeado de guitarras flamencas. Desde pequeño escuchó el toque de su padre, también llamado Tomate, y el de su abuelo: Miguel Tomate. Por si fuera poco, es sobrino del legendario tocaor Niño Miguel. A los doce años, cambió su residencia almeriense por la ciudad de Málaga y es allí donde empezó su carrera musical, actuando en tablaos como la Taberna Gitana, donde le vieron Paco de Lucía y Camarón de la Isla. Ahí le cambió la vida.

José Mercé es uno de los más grandes cantaores de la historia de Jerez. En Logroño ha actuado un buen número de veces y suyo fue el concierto que inauguró hace 23 años los Jueves Flamencos del Salón de Columnas. Su cante es pródigo y cuando vuelve al flamenco demuestra que es uno de los grandes mandones del panorama actual. Con Tomatito al lado multiplicará su eco hasta el infinito.