La Tierra, ante un efecto invernadero permanente

Un grupo de investigadores avisa de que el planeta podría calentarse «hasta 4 o 5 grados más que en la era preindustrial»

COLPISA / AFP

washington. Las olas de calor de este verano, los devastadores incendios forestales y las sequías son, según un grupo de científicos, un mero adelanto de lo que se nos vendrá encima si no hacemos una urgente transición a una economía verde. La contaminación por combustibles fósiles amenaza con empujar a nuestro planeta hacia un permanente efecto invernadero, advierten Will Steffen, del Centro de Resiliencia de Estocolmo, y sus colaboradores en la revista 'Proceedings of the National Academy of Sciences'.

Los autores afirman que, si el hielo polar continúa derritiéndose, los bosques reduciéndose y la concentración de gases de efecto invernadero aumentando, la Tierra llegará pronto a un punto de no retorno. Cruzar ese umbral, dicen, «garantiza un clima de 4º C o 5º C más que en la era preindustrial, y niveles del mar de entre 10 y 60 metros más altos que los actuales». Esto «podría pasar en apenas unas décadas», afirman los autores, entre los que también hay científicos del Instituto de Investigación de Efectos Climáticos de Potsdam y de las universidades de Copenhague y Nacional de Australia. Según sus previsiones, el promedio de las temperaturas globales podría superar el de cualquier periodo interglaciar de los últimos 1,2 millones de años. Y el deshielo polar se traduciría en niveles del mar dramáticamente más altos, inundando las tierras costeras, donde viven cientos de millones de personas.

Los investigadores creen que el punto sin retorno se alcanzaría una vez que la Tierra se caliente 2° C por encima de los niveles preindustriales, uno más que en la actualidad. El planeta ya se ha calentado 1°C respecto de la era preindustrial y se sigue calentando a una velocidad de 0,17°C por década. «Un calentamiento de 2°C podría activar elementos de inflexión importantes», dice el informe.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos