El Premio de Fotoperiodismo se abre a más profesionales y mayor número de imágenes

Ana Lourdes González y Fernando Díaz con varios integrantes de la asociación AiG. :: d. uriel/
Ana Lourdes González y Fernando Díaz con varios integrantes de la asociación AiG. :: d. uriel

El Parmalento de La Rioja y la asociación AiG convocan la sexta edición del concurso, cuyo plazo de admisión de las obras finaliza el 18 de febrero

E.E.

logroño. Hace ya seis años que el Parlamento riojano y la Asociación de Informadores Gráficos de Prensa y Televisión (AiG) de La Rioja crearon el Premio de Fotoperiodismo con la intención de reconocer y difundir la labor de los profesionales del fotoperiodismo en la región. Un trabajo que no sólo «contribuye a crear un relato fiel de la historia de nuestra comunidad», sino que «es una parte esencial en los medios de comunicación, aportando veracidad y valor a la información». Así lo subrayaba ayer la presidenta del Parlamento, Ana Lourdes González, durante la presentación de la sexta convocatoria de este premio, que incluye dos grandes novedades: a partir de ahora podrán participar no solo los socios de AiG sino cualquier profesional vinculado a un medio de comunicación y, además, se ha ampliado de 5 a 10 el número de fotografías que puede presentar cada participante.

Por lo demás, el certamen mantiene sus tres premios de 700, 300 y 150 euros, y las instantáneas presentadas deberán reflejar hechos ocurridos a lo largo de 2018 en La Rioja, o relativos a ésta. Las obras deben remitirse, hasta el 18 de febrero, al correo premio@aigrioja.com.

Un mes después se conocerá el fallo del jurado, presidido este año por la fotoperiodista Marisa Flórez (acreedora de la última insignia de oro de la AiG) e integrado por Teo Martínez, Jesús Rocandio, Susana Baldor y un representante del Parlamento.

«La imagen tiene cada vez más valor en los medios porque lo tiene en la sociedad en general»

En la presentación del VI Premio de Fotoperiodismo intervino también el presidente de la AiG, Fernando Díaz, quien reconoció que «la imagen tiene cada vez más valor en los medios porque lo tienen en la sociedad en general, otra cosa es que ese valor se reconozca en el tratamiento a los profesionales y sus condiciones laborales. Está por llegar, pero seguiremos trabajando en ello».