Cae un «peligroso depredador sexual» que abusó de cinco niñas en Madrid

La policía australiana encontró los vídeos que grababa el pederasta en una web donde se comparten archivos pornográficos

J. LUIS ALVAREZ MADRID.

La Policía Nacional ha detenido en la Comunidad de Madrid a un hombre de 46 años y nacionalidad rumana considerado el pedófilo «más peligroso» de los últimos años, acusado de abusar sexualmente de cinco niñas de entre cinco y siete años, a las que también grababa. La pista para localizar a este depredador sexual «obsesionado con menores en edades previas a la pubertad» la dio la policía de Australia, que encontró las imágenes de las pequeñas en la web Tor, utilizada, entre otros fines, para intercambiar contenidos pornográficos.

El caso lo destapó concretamente la Task Force Argos de la Policía de Queensland (Australia), que compartió los vídeos de las pequeñas en la base de datos International Child Sexual Exploitation (ICSE), gestionada por Interpol y donde se vuelcan las imágenes de abusos sexuales encontradas por las policías de todo el mundo. De esta manera, los policías españoles de la Unidad Central de Ciberdelincuencia, al ver los vídeos, observaron «varios objetos que indicaban que se habrían grabado en distintos escenarios de nuestro país», explicaron fuentes de la Dirección General de la Policía.

Las pesquisas condujeron hasta una localidad cercana a Madrid en la que reside un elevado número de personas de nacionalidad rumana, la misma que las niñas víctimas de los abusos sexuales que aparecían en los vídeos. Además, los agentes identificaron varios objetos que salían fugazmente en las imágenes. Entre otras pistas, según las mismas fuentes, estaban las manos del pederasta, «que estaban negras y sucias, por lo que todo apuntaba a que trabajaba como mecánico o en la construcción».

Los investigadores que peinaron el municipio madrileño encontraron en un taller una lona, la misma que aparecía en las imágenes compartidas en la web pornográfica. Tras una espera en las inmediaciones, los policías vieron salir del taller a un individuo que podía ser el pederasta. Le siguieron hasta su vivienda, donde también identificaron escenarios con «algunas características» similares a las que aparecían en los vídeos.

A la mañana siguiente, cuando se dirigía a trabajar, el sospechoso fue abordado por los agentes para ser identificado. La sorpresa fue que los policías descubrieron que en uno de sus brazos tenía un tatuaje que también había quedado grabado en los vídeos, por lo que fue detenido como presunto responsable de delitos de abuso sexual, producción y distribución de pornografía infantil.

De manera paralela, los policías iniciaron la búsqueda de las niñas. La operación no fue fácil, ya que la única pista con la que contaban era los nombres de los archivos informáticos con los que el pedófilo clasificaba el material y las fotografías con el rostro de las pequeñas. Sin embargo, los funcionarios consiguieron localizar a las niñas en el mismo pueblo. Los agentes tuvieron que mostrar a los padres de las pequeñas los vídeos para que identificaran a sus hijas. De esta manera, los policías supieron que las niñas eran hijas de conocidos y de una prima del mecánico detenido. Según la Policía, el individuo grababa a las niñas en el baño antes de abusar de ellas.

Microcámaras artesanales

Durante el registro de la casa del pederasta fueron localizados más escenarios de los abusos, unas agresiones que también ocurrieron en la vivienda de dos de las niñas. Asimismo, se intervino material informático, cinco microcámaras, algunas de ellas de fabricación artesanal y con capacidad para retransmitir datos vía wifi. En el momento del arresto, el detenido portaba un teléfono con un «elevadísimo número de archivos de contenido pedófilo».

Los investigadores destacaron la importancia que tiene en casos como este el ICSE de Interpol. Esta herramienta policial permite el contacto directo entre los distintos cuerpos policiales y posibilita la realización de consultas entre ellos. Además, el ICSE reconoce como 'serie' aquellos archivos informáticos relativos a abusos sexuales a menores que están vinculados, ya que sea porque un mismo autor que abuse de varios menores o porque todos los archivos se refieran al mismo niño.

 

Fotos

Vídeos