Mujica, doble estrella de la Mostra de Venecia con su «batalla de ideas»

Mujica y Kusturica posan en Venecia antes de la presentación. :: efe/
Mujica y Kusturica posan en Venecia antes de la presentación. :: efe

El documental 'El Pepe, una vida suprema', de Emir Kusturica, muestra la particular visión del mundo del expresidente uruguayo

R. C. ENECIA.

V El expresidente y exguerrillero uruguayo José Mujica se convirtió sin querer ayer en la estrella del festival de cine de Venecia suscitando aplausos por su sencillez y su deseo de ser una referencia ética para el mundo. «Yo no soy una estrella, yo nací estrellado», aseguró Mujica durante la presentación oficial del documental del director serbio Emir Kusturica, 'El Pepe, una vida suprema', dedicado a su visión del mundo, a sus convicciones políticas y éticas. «Estoy aquí exclusivamente por un amigo, un amigo que se llama Kusturica. Mi mundo es otro, no sé si mejor o peor, pero otro», dijo.

Mujica, de 83 años, que dejó hace poco su escaño en el Senado uruguayo para dedicarse a «la batalla de las ideas», aceptó participar en la Mostra de Venecia, donde fueron proyectadas dos películas que se inspiran en su vida. «Pepe, Pepe, Pepe», gritaban unos estudiantes antes de la proyección del documental, en el que Kusturica hace un retrato afectuoso del presidente pobre, que rompía protocolos, usaba sandalias y pantalón pescador y llevó a cabo reformas como la legalización de la marihuana.

La empatía entre el cineasta y el músico serbio va más allá del rito de tomar mate con el que comienza el documental. «La primera vez que vi a Mujica estaba conduciendo un tractor. Me indicaron: 'Ese es el presidente'. Me dije a mí mismo: 'Ese es mi hombre'», contó el cineasta, quien pasó tres años conversando con el exguerrillero.

El Van Gogh de Schnabel

Willem Dafoe es un actor de prestigio que, sin embargo, ha recibido pocos premios. Pero su interpretación de Vicent van Gogh en un filme de Julian Schnabel presentado ayer en Venecia le sitúa entre los favoritos para llevarse la Copa Volpi de esta edición. Una precisa interpretación que hasta hace olvidar que el actor tiene 63 años en 'At Eternity's Gate', un filme que compite por el León de Oro y recrea las últimas semanas de vida del artista, que murió cuando tenía 37, informa la agencia EFE.

«Todo el mundo cree que lo sabe todo sobre Van Gogh y que es innecesario hacer otra película sobre él», resaltó Schnabel, que contó cómo tras una visita al Museo de Orsay (París), Jean-Claude Carrière y él tuvieron la idea de hacer un filme que hiciera sentir al espectador como cuando sales de ver una exposición. Al salir «tienes una acumulación de imágenes en la cabeza y es la idea que queríamos crear en la película», resaltó Schnabel, que apareció en Venecia con una camisa rota y manchada de pintura e informales bermudas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos