El Fun&Serious salta al BEC con un millar de empresas del universo de los videojuegos

Competición de videojuegos en la edición del año pasado del Fun&Serious. :: borja agudo/
Competición de videojuegos en la edición del año pasado del Fun&Serious. :: borja agudo

El festival organizado por 'El Correo' brinda una visión completa de la industria y todos los títulos que un 'gamer' puede desear

CARLOS BENITO BILBAO.

La industria del videojuego es tan vistosa que, a veces, su importancia pasa desapercibida: más allá de las imágenes hipnóticas de las pantallas y de esa animosa muchedumbre que acude a las convenciones, hay un sector económico de primer orden que ya ha sacado mucha ventaja a productos culturales con más tradición como los libros, el cine o la música. La semana que viene, ese universo complejo y expansivo se concentrará durante varias jornadas en el BEC gracias al Fun&Serious, el festival de videojuegos organizado por 'El Correo', que celebra su octava edición entre el 7 y el 10 de diciembre con un significativo cambio de escenario. El Pabellón 2 del complejo baracaldés, con sus 15.000 metros cuadrados, multiplica casi por cuatro la superficie con la que contaba en el Euskalduna, para procurar que no se quede fuera absolutamente nada que esté relacionado con los juegos.

«Es un proyecto ampliamente consolidado, que era necesario y tiene un futuro ilusionante», resumió ayer en el acto de presentación Xabier Ochandiano, concejal de Desarrollo Económico del Ayuntamiento de Bilbao, que patrocina el Fun&Serious junto al Gobierno vasco, la Diputación vizcaína y la BBK. Y, ciertamente, la ilusión es una de las características que definen a este evento, con una cifra de asistencia en torno a las 25.000 personas y la participación de un millar de empresas, la cuarta parte extranjeras. El festival nació, en palabras de su director, Alfonso Gómez, para «reconocer el trabajo de todas las personas que contribuyen a la creación de un videojuego», y ese propósito se traduce en un programa con varias vertientes diferenciadas y complementarias.

Están, por un lado, los premios, con la habitual gala de entrega que se celebrará el día 10 en el Guggenheim. Este año se concederán tres galardones honoríficos: al japonés Fumito Ueda, singular creador con una estética poética e inconfundible; a la canadiense Jade Raymond, pionera en el acceso de las mujeres al ámbito ejecutivo de la industria, y a la estadounidense Brenda Romero, otra de las protagonistas de la irrupción femenina en este campo creativo, con contribuciones a 47 títulos. Además, un jurado internacional distinguirá a los mejores juegos del año con los galardones Titanium y FSPlay.

Por otra parte, están los diversos encuentros y ponencias que dan sustancia a la faceta profesional del festival. El BBVA Games Industry Forum (GIF, en versión abreviada) es «un punto de encuentro donde hacer negocio, darse a conocer y encontrar nuevas sinergias», en palabras de Gómez. En esta edición da también un «salto cualitativo importante», con una veintena de ponentes y presencia de empresas de medio mundo. Habrá charlas, 'speed dating', talleres, sesiones con medios especializados, mesas redondas e incluso una herramienta de 'matchmaking' para conseguir entrevistarse con el interlocutor idóneo. De cara a todos los públicos, pero también en el lado más formal del certamen, las VIT Talks permitirán que 'influencers' internacionales de las industrias creativas compartan su punto de vista sobre el sector. Como todos los años, el Fun&Serious tiene un país invitado, que en esta ocasión será Polonia, una de las principales referencias europeas del sector con éxitos como 'The Witcher'.

A cambio de alimentos

En este repaso falta, claro, lo que buena parte de esos 25.000 asistentes están esperando: la Fun Zone, esa descomunal área de juego (este año, más descomunal que nunca) donde todos los aficionados pueden disfrutar de títulos de su interés. Entre los atractivos de este año está la zona BBK eSports (el mayor espacio de juegos deportivos que el festival ha tenido jamás), los 400 puestos de juego de las distintas firmas (con un surtido de propuestas que supone un paraíso para cualquier 'gamer') y, por supuesto, los cien puestos de juego de la sección dedicada al bombazo de los últimos tiempos, 'Fortnite'.

No faltarán la Zona Manga ni la Zona Retro (que albergará la propuesta 'Videojuegos por alimentos', donde se entregará un juego a cambio de un kilo de comida no perecedera) y se disputará de manera presencial la segunda edición del Torneo Benéfico de Ibai Llanos, una competición de 'League of Legends' puesta en marcha por el popularísimo comentarista bilbaíno de la Liga de Videojuegos Profesional. Se espera que la recaudación, destinada al centro oncológico infantil del hospital barcelonés Sant Joan de Déu, duplique los casi 40.000 euros del año pasado, porque lo 'fun' y lo 'serious' no tienen por qué ser términos excluyentes.

Más

 

Fotos

Vídeos