Claudio Recabarren mostró ayer su proyecto 'astro-arte' en Alcanadre

Claudio Recabarren Trío, ayer en el festival Ni-Cajazz de Alcanadre. /Sanda Sáinz
Claudio Recabarren Trío, ayer en el festival Ni-Cajazz de Alcanadre. / Sanda Sáinz

El pianista chileno actuó en la Plaza del Ayuntamiento en el VIII festival internacional Ni-Cajazz y hoy lo hará la riojana Andrea de Blas

Sanda Sáinz
SANDA SÁINZ

Para componer sus canciones el pianista chileno afincado en España, Claudio Recabarren, se inspira en las estrellas y en la naturaleza, entre otras cuestiones. De esta manera su música va más allá de lo meramente instrumental y se convierte en algo espiritual.

Recabarren se autodefine como 'pianista transeúnte del Universo', toda una declaración de intenciones que invita a conocer su propuesta artística

Ayer participó en la octava edición del festival internacional Ni-Cajazz de Alcanadre con un proyecto denominado 'astro-arte', un paso más en su trayectoria. Destaca por la fusión de sonidos étnicos de los indios Mapuche (habitaban Chile y Argentina) con el jazz.

El compositor presentó en directo la nueva banda sonora para el espectáculo 'Música de las estrellas'. En el concierto de anoche, celebrado en la Plaza del Ayuntamiento, completó la formación el batería, percusionista y organizador del festival, Tommy Caggiani (músico italiano residente en Alcanadre), y Marcelo Escrich al contrabajo, argentino que también está afincado desde hace años en España.

El Ni-Cajazz se caracteriza por la variedad estilística dentro del género, con numerosas influencias y un elemento común, la calidad de los grupos. Las actuaciones, al aire libre (salvo las de las bodegas), destacan por un sonido excelente.

Cerrará este segundo fin de semana de los tres que tiene previstos el Ni-Cajazz Andrea de Blas Trío. La cantante y pianista riojana residente en Madrid estará acompañada por Antonio G. Calero al bajo y Joaquín González a la batería. Actuará a las 22.00 horas en el Portal de San Juan con un repertorio de temas propios.