Última moda taurina: el mano a pezuña

Enrique Ponce. /
Enrique Ponce.

Enrique Ponce, José Tomás y 'El Juli' torearán 'a solas' con el rejoneador Pablo Hermoso de Mendoza

PABLO GARCÍA MANCHA LOGROÑO.

Uno de los carteles más llamativos -por lo inesperado y extraño- de las próximas Corridas Generales de Bilbao será el insólito 'mano a pezuña' que ofrecerán Enrique Ponce y Pablo Hermoso de Mendoza el 19 de agosto. Cuando se presentó a los medios (y a pesar de que entre los toros escogidos para lidiar a pie como a caballo había sendos astados de Victorino Martín) la idea no terminó de agradar a casi nadie por lo raro de la apuesta y porque desaparece de un plumazo la competencia en el ruedo, una de las bases esenciales de una corrida de toros. Además, un rejoneador nunca podrá hacer sombra a un torero a pie porque el toro está afeitado para el toreo a caballo e íntegro para el toreo de capa y muleta.

Pero si esta idea sorprendió, más furor ha causado el cartel de cuatro días después en la Malagueta. En esta ocasión el rejoneador de Estella se medirá al mismísimo José Tomás, del que nadie podía esperar que participara en este tipo de festejos. Y hay más, porque al presentarse la feria de San Lorenzo de Huesca se hizo oficial que una vez más Pablo Hermoso de Mendoza iba a participar en otro evento de similares características y ahora con Julián López 'El Juli', el día 10 de agosto. El gabinete de prensa del torero navarro explica así estos singulares encuentros con toreros a pie: «No las denominaremos 'mano a mano' porque no será la misma lidia a pie que a caballo, pero sí que serán tres fechas históricas, con cuatro toreros históricos en un año histórico para Hermoso de Mendoza y que seguro estarán llenas de competencia, sino entre ellos por lo distinto de la lidia, sí entre ellos mismos dado el grado de exigencia que se les reconoce a esas figuras del toreo y dado sobre todo por la expectación que los tres carteles van a despertar».

Orígenes de la idea

El primer festejo de estas características se celebró en la feria de Almería en el 2010. Junto a Pablo Hermoso de Mendoza estaban en el cartel Sebastián Castella y Cayetano. El caso es que este último no pudo comparecer por una cornada en El Puerto de Santa María y Óscar 'Chopera', empresario de Almería, decidió celebrar la corrida sin sustituto aumentando a cada uno de los toreros restantes un toro por coleta. La corrida fue un fracaso tal y como se expresó Juanjo Aguilera en su crónica del diario 'Ideal': «Se optó por experimentar una corrida para la historia y se sacó, con el paso de la lidia, una corrida sin historia». La segunda experiencia de este tipo de eventos la realizó el año pasado la 'Casa Matilla' en Estepona. Toros de Fermín Bohórquez y Salvador Domecq para dos de los muchos toreros a los que apodera: Diego Ventura a caballo y Juan José Padilla, con capote, banderillas y muleta.

Así están las cosas: tres de las principales figuras se las verán 'mano a pezuña' con Pablo Hermoso de Mendoza en tres de las ferias más importantes de agosto taurino. Eso sí, cada uno por su cuenta, sin competencia con otros matadores a pie o a caballo y con toros sin sortear traídos a la carta desde cada ganadería.