Las obras de la casa de cultura San Miguel de Nájera, a punto de concluir

La dirección técnica ha instado a la empresa adjudicataria a realizar unas labores antes de dar el visto bueno a la última certificación de obra

F. DOMÍNGUEZ

Los trabajos de reparación de lesiones en el edificio municipal Casa de Cultura San Miguel, en Nájera, están prácticamente terminados, salvo que en la última visita girada por la dirección técnica se detectaron diversas cuestiones por subsanar, lo que ha motivado que aún no se haya hecho efectiva la última certificación de obra por importe de 57.167 euros.

Según se ha hecho saber a la empresa adjudicataria de las obras, Proviser Ibérica, en los despachos de la planta baja se deberá colocar el rodapié levantado, mientras que en la sala principal del edificio se deberá de limpiar el suelo, que se halla manchado con mortero y pintura, debiendo también someter a limpieza la puerta de acceso a la sala, amén de revisar su funcionamiento para permitir el cierre de la misma.

También es preciso colocar un vidrio roto en el vestíbulo de acceso y limpiar los cristales practicables de la primera planta, mientras que con relación a las escaleras que suben hasta la primera planta, se indica la necesidad de revisar los peldaños de madera, sustituyendo los que estén sueltos o dañados, concluyendo por limpiar todos los peldaños.

Se señala la necesidad de que el encuentro entre el canto lateral de los peldaños y la pared tenga que estar libre, por lo que deberán eliminarse los restos de mortero existentes que colmatan dicho espacio. Del mismo modo, se conmina a la empresa a que se ejecuten los cordones de silicona de las carpinterías sin realizar, así como revisar la totalidad de los ya ejecutados, señalándose que éstos deberán ser continuos y uniformes, de manera que no se produzca la entrada o acumulación de agua, terminando por pedir que se haga una valoración de la pintura del paramento vertical que limita el lucernario.

La memoria elaborada por los técnicos para la realización de los trabajos de subsanación de los desperfectos ocasionados por la entrada de humedad al edificio, y cerramiento para evitar nuevas humedades, presupuestó un gasto de 157.312 euros, siendo adjudicados en 145.092, de los que hasta el momento se han certificado un total de 87.925 euros.