«'Pelea' entre la dirección facultativa y la empresa»

También hubo un caz no alineado con el arco de la plaza de la Paz que se tuvo que rehacer. Todo, en conjunto, provocó una «'pelea' importante entre la dirección facultativa de la obra y la empresa adjudicataria, que reclamaba una compensación por el mayor coste de la ejecución, en base al precio del granito adquirido», causando el retraso, justifica Redondo, quien ayer presentó la recepción de la obra de reurbanización de la plaza de la Paz en la Comisión Municipal.