La Cofradía de San Felices pide que se acondicionen los accesos a la ermita

Estado del acceso a San Felices con el santo al fondo. :: Ó.S.J./
Estado del acceso a San Felices con el santo al fondo. :: Ó.S.J.

El Ayuntamiento afirma que el Gobierno riojano desplazará efectivos próximamente para adecentar la zona

Ó. SAN JUAN

La ermita de San Felices de Bilibio, lugar icónico de la ciudad de Haro, por su belleza y majestuosidad, y declarado en el año 2014 por la guía Repsol como el mejor Rincón de España, presenta estos días unos accesos que no están al nivel del espacio al que conducen.

Un tramo prácticamente impracticable es lo que se encuentran los jarreros y visitantes cuando abandonan la LR-306 para tomar la dirección al emblemático lugar. Debido a las fuertes lluvias, la situación suele repetirse cada año convirtiendo el acceso a una de las maravillas riojanas en un punto crítico por el que cruzar.

La Cofradía de San Felices de Bilibio, como siempre velando por el lugar, ya se ha puesto en contacto con el Ayuntamiento jarrero. El pasado viernes, Jorge Zabala, prior de la Cofradía, acudió a la Casa Consistorial para reunirse con Ángel Conde, concejal de Parques y Jardines del Ayuntamiento de Haro, y explicar la situación del estado de aquella zona.

Anteriormente, el prior ya había enviado unas cartas, tanto al Ayuntamiento local como al Gobierno de La Rioja para que se limpiara el paraje y las carreteras, tarea que desde la Cofradía realizan todos los años. Ángel Conde, que ya había dado orden para realizar la limpieza del emplazamiento, asegura que la Comunidad Autónoma está avisada y que próximamente se desplazará personal hasta el acceso para adecentarlo.

La Cofradía de San Felices de Bilibio ya tuvo que dar parte recientemente por diferentes actos vandálicos producidos en la ermita. Las cerraduras de la puerta de la capilla aparecieron destrozadas. Durante este año, la Cofradía también ha tenido que hacerse cargo del cambio de la bomba de agua, y en colaboración con el Ayuntamiento de Haro, de la renovación de la red de abastecimiento de agua en la zona de las campas.