Un centro cívico con veinte 'peros'

La empresa realiza los últimos arreglos en el centro multiusos. :: Ó.S.J./
La empresa realiza los últimos arreglos en el centro multiusos. :: Ó.S.J.

La empresa encargada de reformar el antiguo mercado entregará la obra la próxima semana tras reparar las deficiencias

Ó. SAN JUAN

El Ayuntamiento jarrero espera recibir la próxima semana la obra que permitirá a Haro contar con un nuevo centro cívico multiusos en el espacio que acogía el antiguo mercado municipal. La dirección facultativa encargada de revisar los trabajos en el antiguo mercado detectó una veintena de deficiencias en el acabado y la empresa tiene hasta mediados de septiembre para arreglarlos.

La obra, que comenzó en febrero del 2018 y que supone la intervención más ambiciosa de la anterior legislatura, no pudo ver su final en el plazo previsto de ejecución, debido a dos prórrogas motivadas por la aparición de agua en los cimientos del edificio al poco tiempo de comenzar los trabajos.

De esta forma, y cinco meses después de la fecha marcada inicialmente, se espera que la obra finalice definitivamente a finales de la semana que viene. Será en ese momento cuando el antiguo mercado municipal sea parte de la historia de la ciudad de Haro y nazca sobre el mismo lugar, el nuevo centro cívico multiusos.

«La empresa debe concluir detalles relacionados con decoración y acabados», afirma el concejal Conde

Ángel Conde, concejal de Obras del Consistorio jarrero, señaló que las actuaciones que la dirección facultativa de la obra ha observado, y que la empresa Construcciones Hermanos Riesgo de Arana S.L. debe concluir, «son pequeños detalles que no tienen mucha importancia y están relacionados con motivos de decoración y acabado».

El pasado martes, en la sesión plenaria ordinaria celebrada en el salón de plenos de la Casa Consistorial, el popular José Ignacio Asenjo preguntó al equipo de Gobierno cuál iba a ser el uso de este nuevo espacio. Laura Rivado, alcaldesa de Haro, enumeró una batería de respuestas como exposiciones, charlas, reuniones de asociaciones, conferencias, talleres, cursos, clases de voluntariado o conciertos, y añadió que a diferencia de la Sala Faro del Palacio de Bendaña, donde el aforo es de unas 50 personas, el nuevo espacio tendrá capacidad para 200 personas.

Los trabajos, presupuestados en 786.358 euros, cuentan con una subvención por parte del Gobierno de La Rioja que asciende a 325.000 euros, y que tenía como fecha de caducidad el próximo mes de octubre. Este proyecto tiene el objetivo de dotar de actividad a un edifico del casco antiguo de Haro y dinamizar este espacio de la ciudad.