Adiós al apeadero del Pardo de Haro

El apeadero El Pardo de Haro se encuentra en desuso y en estado de abandono desde hace años. :: D.M.A./
El apeadero El Pardo de Haro se encuentra en desuso y en estado de abandono desde hace años. :: D.M.A.

ADIF anuncia que retirará el mobiliario y la señalización de la parada en desuso

DIEGO MARÍN ABEYTUA

ADIF ha informado a Diario LA RIOJA que próximamente procederá a retirar la señalización y el mobiliario del apeadero del Pardo, una segunda parada del tren, más cercana al núcleo urbano de Haro. Inaugurado el 15 de septiembre del 2004, quedó en desuso en el 2013 y desde entonces, aunque nunca había presentado mucha demanda de uso, era fruto de actos vandálicos y presenta un estado de abandono.

Tal y como informa ADIF, responsable del mantenimiento de las instalaciones, está previsto el «levantamiento y retirada de la señalética y el mobiliario urbano en el año en curso». No obstante, la entidad aclara que «la infraestructura ferroviaria no se ve afectada en ningún sentido por el uso del apeadero», ya que esta «es objeto de permanente mantenimiento, independientemente de las instalaciones de viajeros».

Los apeaderos, explica ADIF, se habilitan «en municipios de gran extensión geográfica, para favorecer el transporte de viajeros». Antes de su construcción, durante el año 2003, el colectivo denominado La Estación reclamó la paralización de las obras por temor a que el apeadero del Pardo supusiera la desaparición de la histórica estación del ferrocarril de Haro. El Ayuntamiento de Haro, con Patricio Capellán como alcalde, y la Consejería de Obras Públicas, con Antonino Burgos como titular, acordaron sufragar los gastos de mantenimiento de la infraestructura al 50%. Ni diez años de vigencia llegó a cumplir ese acuerdo. Después de cinco años desde que ningún tren de cercanías pare en El Pardo, Renfe justifica «por una muy baja utilización», que ahora el apeadero dejará de ser un servicio 'fantasma'.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos