Halladas 36 plantas de marihuana en un pajar abandonado de Santa Eulalia Bajera

Los agentes percibieron la marihuana por su olor y, tras la inspección a pie, hallaron 36 plantas. :: G. Civil/
Los agentes percibieron la marihuana por su olor y, tras la inspección a pie, hallaron 36 plantas. :: G. Civil

La Guardia Civil ha iniciado una investigación para identificar y localizar a la persona responsable del cultivo

E. PASCUAL

De nuevo su fuerte olor fue la causa de su hallazgo, a pesar de que quien las sembró y cuidó buscó un buen escondite. Efectivos de la Guardia Civil del puesto de Arnedo han desmantelado una plantación de 'cannabis sativa' en uno de los diversos corrales abandonados que recorren la peña que protege las espaldas de Santa Eulalia Bajera y de otras localidades del Alto Cidacos.

Pero en esta ocasión, tras intervenir 36 plantas de marihuana de hasta 2 metros de altura y repletas de cogollos, que se encontraban en el momento ideal para su recolección, según informó el cuerpo ayer a través de un comunicado de prensa, la Guardia Civil no ha podido detener todavía a los promotores de esta plantación. Al tratarse de un corral abandonado, no se ha podido concretar todavía quién o quiénes están detrás de su siembra y mantenimiento. Con todo, la Guardia Civil apuntó ayer en su comunicado que, tras el hallazgo, ha iniciado una investigación con el objetivo de identificar, localizar y detener a la persona responsable del cultivo.

Dentro del plan de lucha contra los cultivos ilegales de sustancias estupefacientes, agentes del servicio de Seguridad Ciudadana del puesto de la Benemérita de Arnedo percibieron el olor a marihuana cuando patrullaban por el kilómetro 17 de la carretera regional LR-115, que traza el valle del Cidacos, a la altura de Santa Eulalia Bajera.

Descubiertas por el olor

Tras apreciar el olor característico de este tipo de plantaciones, los agentes reconocieron a pie e inspeccionaron el terreno, localizando un pajar abandonado con el techo derruido que ocultaba en su interior una plantación de marihuana, incluyendo todos los útiles necesarios para su cuidado y mantenimiento.

Al desmantelar este pajar abandonado, los agentes intervinieron un total de 36 plantas de marihuana de gran tamaño, alcanzando los 2 metros de altura, y repletas de cogollos, suponiendo un peso total de 2,5 kilogramos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos