La peña Calagurritana niega falta de coordinación con el grupo de gigantes

Javier Fuentes. :/Isabel Álvarez
Javier Fuentes. : / Isabel Álvarez

La agrupación de fiestas asegura que la concentración nacional de comparsas se comunicó en primer lugar a la de Calahorra

Isabel Álvarez
ISABEL ÁLVAREZCalahorra

La peña Calagurritana se defendió ayer, por medio de un comunicado de prensa, de las críticas realizadas días atrás por la comparsa de gigantes y cabezudos de Calahorra a la organización de la concentración nacional de gigantes promovida por esta peña para el 31 de agosto. Si bien la comparsa achacaba a una «falta de coordinación de los organizadores» el hecho de que, al coincidir con su participación en la procesión del día grande de las fiestas de la ciudad, no pueda asistir a la concentración. El presidente de la peña Calagurritana, Javier Fuentes, explica en la nota de prensa las gestiones realizadas por esta entidad, con el fin de que «se sepan las dos versiones de una polémica que nunca quisimos».

En primer lugar, Fuentes asegura que fue en las fiestas de agosto del 2018 cuando el calagurritano Eduardo Miguel, gran aficionado a la cultura gigantera, propuso a la peña organizar una concentración de comparsas para las fiestas de este año.

A partir de entonces, tal y como expone el presidente de la Calagurritana, se le encomendó a Eduardo Miguel que «contactara con las distintas asociaciones de comparsas» de España. «Como no podría ser de otra manera, la primera comparsa a la que se le comunicó fue a la de Calahorra», sostiene Fuentes, a la vez que sitúa en «fiestas de Arnedo del 2018» el primer encuentro verbal entre Eduardo Miguel y el presidente de la comparsa para estudiar la propuesta. El responsable de la peña cita nuevos encuentros y conversaciones en enero y mayo de este año. De hecho, apunta que en mayo «se les llamó para que nos comunicaran cuántos iban a venir a la concentración del día 31 de agosto» y «ellos amablemente nos comunicaron que 20 personas».

«El 8 de agosto les explicamos con todo detalle por qué decidimos que fuera el día 31», afirma Javier Fuentes

Además, hace referencia a un último encuentro el pasado 8 de agosto («a raíz de enterarme por un socio de la peña de que estaban molestos»), en el que se les «explicó todos aquellos aspectos de la concentración sobre los que tenían dudas». «Les explicamos con todo detalle por qué decidimos que fuera el 31 de agosto», aclara Javier Fuentes, a la vez que precisa que no se podía celebrar el 24 de agosto como sugería la comparsa porque esta fecha se encuentra «fuera de los días de fiestas».

Por otro lado, el presidente de la peña subraya que el único día para realizar la concentración era el sábado de fiestas, ya que es «cuando pueden asistir las comparsas que vienen de otros lugares». Por último, zanja que «la propiedad de los gigantes de Calahorra es del Ayuntamiento».