La fiesta del aceite calagurritano

Degustación en la VI fiesta de la pringada, ayer en el trujal de Los Santos Mártires de Calahorra. :: s.s.j./
Degustación en la VI fiesta de la pringada, ayer en el trujal de Los Santos Mártires de Calahorra. :: s.s.j.

Ayer se celebró la jornada de puertas abiertas en el trujal 'Los Santos Mártires'

Sanda Sáinz
SANDA SÁINZ

La VI fiesta de la pringada, organizada por el Ayuntamiento de Calahorra, el Consejo Regulador de la DOP Aceite de La Rioja y la Sociedad Cooperativa 'Los Santos Mártires' resultó un éxito.

Ayer destacó la jornada de puertas abiertas del trujal 'Los Santos Mártires' desde las 11.00 horas. Se repartieron 2.000 pringadas. Las tostadas de pan se acompañaron con aceite de la última campaña, jamón de Sampedrano, cortado allí mismo, y vino de Rioja o agua. Además, hubo actuación musical de Víctor Manuel Valiente Alberca, visita guiada por las instalaciones y proyección de un vídeo con el proceso, desde que se recoge la oliva en el árbol hasta que se envasa el aceite.

El programa incluyó el sábado una cata de aceite en el aula de cocina municipal con las 18 plazas completas y visitas guiadas (en la de la tarde por el casco antiguo y el Museo de la Verdura participaron más de treinta personas de La Rioja, País Vasco, Aragón, Murcia y Granada, entre otros lugares).

También se añadieron a la programación de esta fiesta las dos últimas obras de la IV muestra de teatro aficionado de Calahorra en el Ideal ('Salvajes' el viernes con Teatro Tagaste y 'Con calzas y a lo loco, ayer con La Barbería Teatro).

El trujal 'Los Santos Mártires'

La almazara calagurritana pertenece a la Sociedad Cooperativa Los Santos Mártires. Esta tiene unos 400 socios y el trujal presta servicio a 200 (entre asociados y otros agricultores), de Calahorra, principalmente, y otros lugares como San Adrián, Azagra, Andosilla y Aldeanueva de Ebro.

Respecto a la última campaña, fue corta, apenas veinte días en noviembre y principios de diciembre. Frente a los 370.000 kilos del 2017, el año pasado se recogieron unos 230.000 kilos de oliva. El rendimiento también fue menor, del 20% del 2017 se pasó al 17% del 2018.

Esto fue debido, en parte, a la abundante lluvia que afectó negativamente al fruto. Para la recolección del presente año se espera una mejora tanto de cantidad como de rendimiento.

El aceite mantienen una buenísima calidad, según indicó ayer el presidente del trujal, José Manuel Ruiz. Se vende en garrafas de cinco litros y en botellas de cristal de tres cuartos de litro, medio litro y un cuarto de litro.

 

Fotos

Vídeos