Calahorra eligió a su reina

Las reinas. Elena (El Hambre), Virginia (El Sol), Berta (Philips), la alcaldesa Elisa Garrido, Anne (Riojana), Judith (Calagurritana), el concejal Antonio León, María (La Moza) y la reina Saliente Sara (La Moza)/
Las reinas. Elena (El Hambre), Virginia (El Sol), Berta (Philips), la alcaldesa Elisa Garrido, Anne (Riojana), Judith (Calagurritana), el concejal Antonio León, María (La Moza) y la reina Saliente Sara (La Moza)

Virginia Amor, de la Peña Recreativa El Sol, representará a los calagurritanos durante las fiestas patronales de este 2019 y en todos los actos festivos que se celebren fuera de la ciudad

Sanda Sáinz
SANDA SÁINZ

Las fiestas de San Emeterio y San Celedonio de Calahorra ya tienen reina. El jurado eligió ayer a Virginia Amor que representa a la Peña Recreativa El Sol.

La joven se mostró sorprendida cuando la alcaldesa, Elisa Garrido, hizo público el nombramiento en el salón de plenos del Ayuntamiento. Virginia cumplirá mañana lunes 23 años, según comentó, y éste, sin duda, es el mejor regalo que podía recibir.

«Todavía no me lo termino de creer. Es un orgullo poder representar a Calahorra y a todos los calagurritanos y calagurritanas aquí y fuera, mostrando nuestra esencia. Estoy superemocionada y no puedo parar de llorar», comentaba la reina instantes después de conocerse la decisión del jurado.

«Las fiestas las disfruto siempre con mi peña (El Sol). Me metí de lleno desde los 14 años. Mi madre y mi novio están en la junta, mis amigos y yo somos de la sección juvenil, nos encargamos de preparar todo lo que tiene que ver con la parte joven y ayudamos a la junta en el resto de actividades», explicó Virginia, que añadió que «esto tiene que seguir adelante. Tenemos que hacer que las fiestas sean diferentes y la forma de llevarlo a cabo es con las peñas».

«Cuando falleció mi tío me prometí salir reina de mi peña por él. Era socio de muchos años y luchó por la peña cuando estaba en su peor momento. Yo quería luchar también por ser lo que hoy somos, una pequeña familia verde que siempre vamos juntos y que nos da igual la edad», terminó la joven.

Virginia trabaja para una empresa privada de gestión deportiva (OmiKron Sport), en verano es socorrista de las piscinas de Quel y en invierno, monitora. Además, estudia magisterio en Logroño y desde los cinco años es danzante del grupo Coletores de Calahorra.