Elisa Garrido exige explicaciones sobre una factura de sprays para graffitis en la plaza de abastos

La portavoz socialista exige "una explicación en profundidad" por las facturas para pintar las persianas del mercado

I. Á.

La portavoz del Grupo Municipal Socialista, Elisa Garrido, exigió ayer al PP que explique «qué hay detrás» de la factura del pago de la decoración con graffitis de las persianas de los puestos la plaza de abastos de Calahorra. Garrido pidió «una explicación en profundidad» de varios aspectos de esta factura que asciende a 1.764,18 euros y que en su opinión es una muestra más de los «chanchullos» del actual concejal de Administración General, Óscar Eguizábal.

En una rueda de prensa, la portavoz del PSOE señaló posibles irregularidades como que «pese a tratarse de una evidente actividad de promoción comercial de la plaza de abastos, la factura ha sido endosada al área de Medio Ambiente», dijo al recordar que esta iniciativa se enmarcó dentro de la última celebración de la Semana del Medio Ambiente, cuando Eguizábal ejercía del edil de Comercio y Medio Ambiente.

Garrido añadió que la factura («realizada por el presidente de la asociación de comerciantes 'Calahorra Ciudad Comercial', Fabián Echave»,-precisó) contiene varios datos que «han de ser explicados» como también el número de botes de spray facturados; un total de 270. Según Garrido, en las especificaciones del fabricante cada unidad tiene un rendimiento de 5,75 metros cuadrados. «Es decir, con 270 botes se pueden pintan 1.600 metros cuadrados», dijo para puntualizar después que las persianas de la plaza de abastos tienen una superficie de «95 metros cuadrados». Como último dato, Garrido apuntó que «la pintura facturada es brillante, mientras que los graffitis han sido realizados con pintura mate».

Por su parte, Óscar Eguizábal aclaró ayer a este periódico que los dibujos «llevan varias capas de pintura» y que la actividad se vinculó a Medio Ambiente porque se «utilizaron sprays medioambientales» y de «alta calidad».