La parcelaria de Mabad plantea fincas medias de unas dos hectáreas

E. P.

Cada uno de los 444 propietarios de la zona de Mabad-Bustarrío ya conoce dónde y cómo serán sus nuevos terrenos. La casa de cultura de Arnedo acogió a mediodía de ayer la entrega de los boletines individuales de la propiedad del proyecto de concentración parcelaria. Es decir, el Gobierno de La Rioja dio a conocer la nueva configuración planteada para las fincas.

Tras consultar con todos las ubicaciones que preferían para sus nuevas fincas, el Gobierno planteó su primera propuesta de reparto de nuevas fincas para la superficie total de 1.216 hectáreas.

En ésta, la concentración ha reunido terrenos: así, propone pasar de 7,36 parcelas con una superficie media de 0,37 hectáreas por propietario a un nuevo diseño por el que cada propietario tendrá 1,35 fincas con una superficie media de dos hectáreas.

«Es una reducción considerable -valora el consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, Íñigo Nagore-, de forma que el 85% de los propietarios tendrá una única parcela, acercándose a una agricultura más moderna con mejores condiciones de explotación para conseguir más productividad y garantizar su futuro».

Los propietarios tienen un mes para revisar la propuesta y presentar alegaciones. Después, el Gobierno regional las estudiará para plantear el acuerdo definitivo de concentración y reparto de fincas. Tras ello, que podría ser a inicio del 2020, el Gobierno riojano licitará las obras para acondicionar caminos e infraestructuras.