Arnedo reabre al tráfico el paseo de la Constitución al concluir su tercera fase

Tramo del paseo de la Constitución, eje principal del tráfico en Arnedo, después de la tercera fase de las obras de acondicionamiento. /
Tramo del paseo de la Constitución, eje principal del tráfico en Arnedo, después de la tercera fase de las obras de acondicionamiento.

El Gobierno de La Rioja ha financiado la totalidad de las obras, 805.846 euros, invertidos desde finales del año pasado

E. PASCUAL

Los conductores vuelven a poder atravesar de principio a fin el Paseo Constitución, el eje principal que distribuye el tráfico en la ciudad del calzado. Con la obra recibida en los últimos días, Gobierno de La Rioja y Ayuntamiento de Arnedo dan por concluida la tercera fase de reforma de la avenida, que ha abarcado del IES Celso Díaz hasta el camino de la Coscojosa.

Las obras en los dos primeros tramos, acometidas en el 2007 y el 2011, afectaron al tramo más urbano y habitado del paseo. Ahora, esta tercera fase se ha centrado en lo que es salida y entrada de Arnedo hacia Herce y el resto del valle Alto del Cidacos, donde se alzan menos viviendas.

Debido a su concepto más cercano a travesía, el Gobierno de La Rioja ha financiado los 805.846 euros de inversión de esta obra que ha ejecutado la empresa Riojana de Asfaltos. Las dos primeras fases, que costaron 6,4 millones de euros, contaron con un 40% de aportación del Gobierno de La Rioja, y el resto dividido entre Ayuntamiento y vecinos a través de contribuciones especiales.

«Hemos abierto al tráfico rodado y peatonal una obra que ha quedado francamente bien, dando continuidad al resto del paseo de la Constitución aunque con otro tratamiento», valora el concejal de Urbanismo e Infraestructuras, Jesús A. Gil de Gómez. Así, en lugar de adoquín de 8 centímetros, las aceras de esta fase están formadas por baldosas similares a las que muestra avenida de Quel, en la entrada a la ciudad y a la propia avenida.

Respecto a las aceras, han quedado sin completar las que llegan a la urbanización El Sol, donde la empresa municipal Infraestructuras para Arnedo planea una zona de viviendas unifamiliares, un proyecto paralizado por las consecuencias de la crisis económica.

Desde finales de diciembre, la reforma incluye la renovación de la iluminación. El sistema led permite el consiguiente ahorro energético. En los últimos meses de ejecución, el Ayuntamiento renovó también la tubería del agua potable, como previsión para evitar averías en el futuro debido a su estado deteriorado.