Downton Abbey reabre para recibir a la familia real

'Downton Abbey', la película.

La serie británica más laureada de la historia, finalizada en 2015 tras seis temporadas, salta a la gran pantalla con los mismos actores

Oskar Belategui
OSKAR BELATEGUI

El secreto de 'DowntonAbbey' es que es una serie actual, a la manera de 'Urgencias' o 'Mad Men', pero ambientada hace 90 años. La eterna fascinación que despiertan las clases altas británicas también ha contribuido a que las desventuras de los Crawley y sus sirvientes atraparan a millones de espectadores de todo el mundo durante seis temporadas, hasta despedirse en diciembre de 2015. La exquisita atención al detalle en todos los aspectos –ambientación, vestuario, comidas– ha sido clave en esta puesta al día de 'Arriba y abajo', la serie de los 70 que repercutía acontecimientos históricos en el devenir de la familia Bellamy.

'Downton Abbey', la película, prolonga en la gran pantalla la trama de la serie producida por ITV y PBS con el mismo reparto. Los Crawley reciben el aviso de que la familia real inglesa, de viaje en Yorkshire, va a visitar su mansión victoriana. Así que la casa se revoluciona para acoger a los ilustres visitantes. Lady Mary (Michelle Dockery), ahora plenamente al mando de Downton Abbey, encarga al jefe de mayordomos, el señor Carson (Jim Carter), que se ocupe de organizar una fastuosa cena de gala.

«El deseo de hacer una película a partir de la serie es una expresión de lo mucho que la gente echa de menos 'Downton Abbey' y la propia casa, que era el personaje central de todo», indica Julian Fellowes, creador del culebrón británico más laureado de la historia. El castillo de Highclere, una mansión de campo victoriana de estilo isabelino rodeada de 2.000 hectáreas de jardines en el condado de Hampshire, fue el fabuloso escenario escogido para rodar el filme.