La Rioja

Nalda , 16 abr .- La cabeza de lista al Congreso de Unidas Podemos en La Rioja, Edith Pérez, ha subrayado este martes que a esta coalición le importan "la gente, los pueblos y la tierra", por lo que ha apostado por impulsar políticas para tener "un mundo rural vivo".

Pérez ha intervenido en un acto público en Nalda, al que se ha desplazado el candidato de Unidas Podemos a la Presidencia del Gobierno, Pablo Iglesias, en su primera visita a La Rioja.

También han participado el número uno de Unidas Podemos al Senado en La Rioja, Diego Mendiola; el alcalde Camprovín, Arturo Villar (IU); y la portavoz de la plataforma SOS Cameros, Inmaculada Sáenz, quienes han demandado soluciones para el medio rural y la "España vaciada".

"Nos importa la gente, los pueblos y la tierra en la que vivimos, eso es lo que vamos a poner por delante; se puede tener un mundo rural vivo, porque nos lo merecemos", ha subrayado Pérez.

Ha agregado que en el medio rural "no hay equidad, no llegan los servicios públicos con las mismas garantías", por lo que "la gente es expulsada de los pueblos por un modelo capitalista que atenta contra la vida de las personas y el planeta".

La candidata de Unidas Podemos al Congreso ha recordado que, ante el cambio climático y la nueva amenaza de recesión y crisis económica, se cierne un "panorama oscuro", pero hay alternativas desde los municipios, como han hecho los vecinos de Nalda con diversas iniciativas sociales, laborales y culturales.

Por su parte, Mendiola ha lamentado que "la España rural que algunos quieren reivindicar ahora son "los mismos que la han vaciado y la quieren explotar, pero solo saben de bancos, dinero y cajas fuertes".

Ante la bandera tricolor que ha ondeado durante todo el acto, enarbolada por uno de los asistentes, ha subrayado que "solo se construye en clave republicana, ni con el Borbón, ni con los fantoches de la bandera rojigualda".

En las elecciones del próximo 28 de abril, "más que la futura conformación del Gobierno, la correlación de fuerzas del Parlamento y el nombre del nuevo presidente, nos jugamos el futuro de la próxima generación, frente a los que lo único que proponen es el palo, la represión, la ilegalización y volver a un pasado de oscuridad, opresión y cárcel".

Ha insistido en que "hay otra España, una España de color, que plantea justicia social, trabajo, dignidad y derechos; hay que decirlo claro: o las tinieblas o el futuro, no hay más opciones".

En el acto también ha participado la candidata de Unidas Podemos a la Presidencia del Gobierno riojano quien ha recordado la historia de Nati, su propia madre, quien tuvo que dejar Pedroso, su pueblo natal, para instalarse en Logroño ante la falta de oportunidades.

Ha precisado que uno de cada tres pueblos riojanos tiene menos de cien habitantes y una población muy envejecida y sin expectativas de futuro, pero el Gobierno de La Rioja del PP no ha hecho nada para frenar que el medio rural "muera".

"Necesitamos un mundo rural vivo", ha insistido Romero, quien ha asegurado que supone el 80 por ciento del territorio español, pero algunos solo se interesan por lo rural "para hablar de dehesas de toros y de cotos de caza".

"Cada pueblo que resiste en como la aldea gala de Astérix, pero nosotros no tenemos poción mágica, tenemos que actuar ya", ha recalcado.

El alcalde de Camprovín, un municipio riojano de unos 150 habitantes, ha constatado que "la regresión demográfica se ha convertido en un problema de estado de primera magnitud, que ha de responderse por todas las administraciones públicas".

Por ello, ha indicado que "en esta Rioja despoblada y esta España abandonada hay soluciones y nuevas ocupaciones para muchas personas que huyen de la muerte y de la guerra, que podrían habitar en estos pueblos despoblados", donde hay mejor calidad de vida, lo que hace falta es "decisión política e implicación social".

La portavoz de SOS Cameros ha lamentado que esta comarca está "vacía y se está apagando", porque la miden por ser rentables en ratios como sanidad o educación.

"No queremos ser rentables, queremos tener los mismos derechos que los demás; cada vez tenemos más ventanas y puertas vacías, pero menos gente", ha concluido.