La Rioja

Madrid, 27 feb (EFE).- La Asociación de Psicólogos Forenses de la justicia madrileña ha denunciado hoy que la Comunidad de Madrid ofrece servicios de bajo coste o "low cost' para el asesoramiento a jueces en la realización de peritajes psicológicos, ya que estos profesionales no están valorados ni cobran lo suficiente.

En un comunicado, la Asociación de Psicólogos Forenses de la Administración de Justicia de Madrid, perteneciente al Colegio Oficial de Psicólogos, asegura que el servicio de asesoramiento a jueces y magistrados en la región por parte de estos profesionales "presenta notables carencias, tanto en recursos humanos como en medios materiales que dificultan gravemente la prestación de los servicios".

"A la escasez de medios materiales y a la insuficiencia manifiesta de profesionales y personal de apoyo se añaden unas condiciones retributivas absolutamente irracionales, alejadas por completo de las que corresponderían a un cuerpo especializado de la Administración de Justicia", añade el comunicado.

La asociación subraya que los psicólogos forenses asesoran a los jueces en asuntos tan relevantes como la concesión de permisos penitenciarios a presos altamente peligrosos la guarda y custodia de los hijos en procesos de separación o divorcio o la credibilidad de los testimonios de víctimas y menores.

El colectivo incide en que la Comunidad de Madrid "es la que menos retribuye" a estos profesionales y subraya que además no perciben ningún complemento retributivo por las características de su labor profesional, "a pesar de que muchos de ellos ha sufrido amenazas y coacciones, cuando a otros funcionarios o trabajadores laborales sí se les reconoce".

La asociación alerta de que las condiciones de trabajo desde que la Consejería de Justicia recibió la transferencia en materia de Justicia han provocado "un alto nivel de desmotivación" en este colectivo, y muchos de ellos se han trasladado a otras áreas de la administración o al ámbito privado.

"Todo ello repercutirá negativamente en los ciudadanos, que junto con los jueces son los principales beneficiarios de su trabajo", concluye el comunicado.