El Punto de Encuentro Familiar atiende a una media de 552 usuarios al mes

La Rioja cuenta con dos puntos, ubicados en Logroño y Calahorra

EFELOGROÑO
Nagore y Del Río, tas el Consejo de Gobierno de hoy / G.L.R./
Nagore y Del Río, tas el Consejo de Gobierno de hoy / G.L.R.

El Punto de Encuentro Familiar de La Rioja, con sedes en Logroño y Calahorra, atiende a una media de 552 usuarios al mes, con los que se realizan unas 10.225 actuaciones, ha afirmado hoy el portavoz del Consejo de Gobierno riojano y consejero de Presidencia y Justicia, Emilio del Río.

Del Río ha facilitado estos datos al informar del acuerdo adoptado hoy por el Consejo de Gobierno de La Rioja de autorizar el gasto de 221.100 euros a financiar la prestación del servicio de gestión de los Puntos de Encuentro Familiar durante un año.

Este servicio atendió el año pasado a 214 usuarios nuevos a través de 65 expedientes iniciados, a los que se sumaron los 155 expedientes del año anterior, por lo que, en total, se prestó atención a 729 personas.

Ha recordado que el Punto de Encuentro Familiar es un servicio que presta el Gobierno de La Rioja, en colaboración con la Asociación para la Protección del Menor (APROME), en los procesos de separación de los progenitores y que está atendido por cuatro trabajadores sociales, dos psicólogos, un licenciado en derecho y un coordinador.

"Este servicio se concibe como un lugar neutral, imparcial y de carácter subsidiario, que hace posible el cumplimiento del derecho fundamental del menor a mantener la relación con sus familiares", ha subrayado.

En estos espacios se realizan las visitas tuteladas o entregadas y recogidas del menor con su progenitor no custodio, con el fin de que las desavenencias o incumplimientos en el régimen de visitas no perjudiquen el desarrollo evolutivo del menor, favoreciendo y garantizando la seguridad y el bienestar de este, así como del padre o madre vulnerable.

Su objeto final es lograr la reducción del conflicto familiar generado por el régimen de visitas para que, una vez alcanzados los acuerdos funcionales necesarios, los interesados puedan desvincularse del servicio y realizar las entregas y recogidas de forma responsable y pacífica.

La Rioja cuenta con dos Puntos de Encuentro Familiar ubicados en las localidades de Logroño y Calahorra, que atienden a todos los usuarios que son derivados por los Juzgados de las tres Demarcaciones Judiciales de Logroño, Haro y Calahorra.

El servicio prestado en La Rioja se completa con la atención que presta el Punto de Encuentro Familiar de Miranda de Ebro (Burgos) a los casos derivados de los juzgados de Haro, según del acuerdo entre el Gobierno riojano y la Junta de Castilla y León.

Los Puntos de Encuentro Familiar se pusieron en marcha en el año 2002 y, desde entonces, ha dicho, se ha consolida y ampliado sus intervenciones, "convirtiéndose en un recurso complementario de apoyo importante e imprescindible para la ejecución de sentencias".

Los Puntos de Encuentro Familiar se rigen por unos principios básicos comunes y deben seguir un procedimiento de intervención, organización y funcionamiento homogéneos.

Por ello, para su mejor funcionamiento, es conveniente que el servicio se gestione por la misma empresa, lo que garantiza que el desarrollo de las actividades cumpla, a su vez, con unas garantías de calidad en todo el territorio de la comunidad autónoma.

Fotos

Vídeos