El Pleno aprueba eliminar las distancias entre bares

La nueva normativa es aprobada por unanimidad tras la aceptación del PSOE

EFELOGROÑO
Bar García, en San Juan /JUSTO RODRÍGUEZ/
Bar García, en San Juan /JUSTO RODRÍGUEZ

El Pleno del Ayuntamiento de Logroño ha aprobado hoy, por unanimidad, una modificación puntual de las normas urbanísticas del Plan General que permitirá eliminar el requisito de establecer distancias entre los establecimientos hosteleros de horario restringido.

El concejal de Desarrollo Urbano, Pedro Sáez Rojo, ha detallado que se han presentado seis alegaciones, que han sido estudiadas y finalmente ha estimado parte de una de ellas.

Ha precisado que se trata de una aprobación provisional, de modo que, dentro de un plazo de entre dos o cuatro meses, se aprobará esta normativa de forma definitiva.

El edil socialista Vicente Urquía ha resaltado que esta modificación permitirá la instalación de nuevos negocios, la creación de empleo y también se proporcionará una nueva oferta hostelera a los logroñeses y visitantes.

Ha propuesto que se haga una evaluación a final de año para saber qué impacto ha tenido la nueva normativa, si ha habido posibles denuncias por ruido, dónde se han instalado los establecimientos y cuánto empleo han creado, por lo que ha confiado en que se tramite rápido para que esté en vigor el próximo verano.

Por otro lado, se ha acordado por unanimidad ratificar la vigencia de la carta de compromiso del Ayuntamiento otorgada a la sociedad "Logroño Integración del Ferrocarril 2002", que se gestiona el soterramiento, con el fin de refinanciar el préstamo para ejecutar estas obras.

La alcaldesa de Logroño, Concepción Gamarra, ha dicho que, mientras se termina de negociar la refinanciación de este préstamo, se ha prorrogado hasta finales de febrero y ha prometido que "buscará las mejores condiciones para el futuro de la ciudad".

También se ha aprobado, con el voto en contra del PSOE, el nuevo programa "Cultural Rioja", que se desarrolla mediante un convenio con el Gobierno de La Rioja y que establece una financiación de 100.000 euros por cada una de las dos instituciones.

La edil de Cultura de Logroño, Pilar Montes, ha indicado que se trata de una subvención, por lo que ha explicado que se ha cambiado el texto del convenio para poder prorrogarlo en años posteriores.

Sin embargo, el concejal socialista Carlos Navajas ha calificado este convenio como "una auténtica chapuza", ya que se ha acordado su inclusión mediante urgencia en el orden del día del Pleno, sin pasar por la correspondiente comisión.

Según Navajas, en los últimos dos años se han redactado dos convenios, mientras que en los 25 años de historia de esta entidad solo había habido uno; y cree que se ha cambiado por unas indicaciones del Gobierno de La Rioja, a las que el Ayuntamiento logroñés ha mostrado su "sumisión absoluta".

En el Pleno se ha puesto en conocimiento la memoria del Consejo Social de la Ciudad, por lo que Gamarra ha agradecido a sus miembros el trabajo que han desarrollado este año mediante su participación a través de tres grupos de trabajo.

Así, ha citado la comisión creada para atender a las familias afectadas por situaciones de desahucio y los dos grupos sobre el Plan Infraestructuras Viarias y el Plan de Movilidad Urbana Sostenible, que se desarrollarán hasta el año 2025.

Al finalizar la sesión, la alcaldesa ha aprovechado para felicitar el año a los miembros de la Corporación, a los funcionarios y a los representantes de los medios de comunicación y ha deseado que 2014 sea "un buen año para los logroñeses y para todas las personas que trabajan por esta ciudad".