314 tiendas participarán el 29 de noviembre en el 'Black Friday'

La cifra supone un 28 por ciento más que en la primera edición de esta actividad

EUROPA PRESSLOGROÑO
314 tiendas participarán el 29 de noviembre en el 'Black Friday'

El Ayuntamiento de Logroño y la Cámara de Comercio e Industria de La Rioja, a través de Logroño Punto Comercio, vuelven a organizar por tercer año consecutivo la iniciativa 'Black Friday Logroño', que se celebrará el próximo 29 de noviembre y que este año ha sumado más adhesiones, hasta lograr un total de 314 establecimientos comerciales inscritos, 16 más que el año pasado y 70 más que en 2011 (en 2011: 244 y en 2012: 298). Una cifra que supone un 28 por ciento más que en la primera edición de esta actividad.

'Black Friday' consiste en que estos establecimientos ofrecerán un descuento de al menos el 20 por ciento en todos sus productos y se comprometen a abrir sus negocios de forma ininterrumpida de 10 a 22 horas.

Logroño se convirtió en 2011 en la primera ciudad de España en celebrar 'Black Friday', que es todo un fenómeno comercial de masas en los Estados Unidos y que en la capital riojana se vivió con un rotundo éxito de participación. No en vano, un total de 213 comercios que participan en la presente edición ya lo hicieron el pasado año (67 por ciento). De los 314 participantes, 101 son comercios nuevos (un 32 por ciento más que el año pasado). Los sectores comerciales más representados serán moda y complementos, hogar y decoración, calzado, lencería, mercería y moda infantil, entre otros.

'Black Friday' también va a convertirse en un elemento dinamizador del turismo y de promoción de la capital riojana, ya que la campaña se ha difundido en las ciudades limítrofes con el fin de atraer visitantes y compradores de las mismas. Los comercios adheridos a esta iniciativa estarán convenientemente identificados en sus escaparates. El descuento se limita a 'Black Friday' en horario ininterrumpido de 10 a 22 horas.

Además, desde la organización de la campaña, se ha animado a los establecimientos participantes a que aprovechen esta iniciativa para que ellos mismos organicen actividades especiales en sus comercios para atraer a potenciales clientes.

Los comercios ofrecerán, como mínimo, en este día un 20 por ciento de descuento en todos los productos que tengan en su establecimiento (excepto librerías, cuyo máximo descuento legalmente permitido está en el 5-10 por ciento). De este modo, el beneficio es tanto para los negocios como para los clientes. Los compradores se benefician de un interesante descuento en sus compras por adelantarse a la época de Navidad y los comerciantes logran promocionarse de manera conjunta y también aumentar sus ventas.

INCREMENTOS DE VENTAS

De hecho, según el balance ofrecido el pasado año, hubo comercios que llegaron a alcanzar incrementos de ventas de hasta el 400 por ciento. Además, un 50,3 por ciento de los consultados afirmó que sus ventas se habían incrementado más de un 50 por ciento respecto a la facturación de un día normal.

La denominación del evento deriva de una tradición americana por la que las tiendas ofrecen descuentos a sus clientes, lo que genera importantes flujos de compradores a sus comercios, e incluso llegan a colapsar las ciudades, siendo un día 'negro' para los servicios de movilidad de las ciudades.

Otra teoría de la denominación 'viernes negro' alude a que las cuentas de los establecimientos adheridos a la iniciativa pasan de rojas a negras porque incrementan sus ingresos.