La Justicia abre un procedimiento penal contra el ex alcalde de Lardero por presunta prevaricación

La causa se inicia tras una denuncia del fiscal por los bloques con orden de demolición en los que participa como promotor

A. GIL
Pedro Vallejo. / J. MARÍN/
Pedro Vallejo. / J. MARÍN

Un juzgado de instrucción de Logroño ha abierto un procedimiento penal contra el ex alcalde del Partido Popular de Lardero, Pedro Vallejo, por un presunto delito de prevaricación y otro contra la administración pública. La causa se inicia a consecuencia de una denuncia de la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia de La Rioja (TSJR), que decidió iniciar diligencias informativas por el caso de los edificios con orden judicial de demolición por exceder las edificabilidades permitidas en las normas subsidiarias de la localidad. En las promotoras de ambos edificios, que se beneficiaron de las mejoras de las edificabilidades, participa directa e indirectamente (a través de su mujer) el ex alcalde de Lardero.

En el caso del edificio 'Alfil', un bloque de más de 40 viviendas, con orden de derribo mediante sentencia firme, la promotora y constructora fue la empresa DAMWO 10, de la que Pedro Vallejo es accionista. El edificio, ubicado en la calle San Pedro de Lardero, fue concebido inicialmente para residencias unifamiliares, pero, por medio de un estudio de detalle, se modificó la tipología a vivienda en bloque. Como resultado, donde deberían haber ido unas 20 viviendas se construyeron más de 40.

La Fiscalía abrió el pasado mes de julio diligencias informativas sobre el caso y, tras tomar declaración incluso al propio ex alcalde, decidió presentar una denuncia penal por un presunto delito de prevaricación y otro contra la administración pública. La denuncia fue admitida por un juzgado de instrucción, que ha incoado un procedimiento penal. De hecho, han sido ya llamados a declarar varios testigos.

Por estafa

Al margen de la actuación de la Fiscalía, este periódico ha podido saber que algún propietario de las viviendas del edificio 'Alfil' ha presentado también una querella por estafa contra el ex alcalde de la localidad y los socios de la promotora. En este caso, los denunciantes se consideran afectados y engañados porque cuando compraron los pisos la promotora no les informó en ningún momento de los procesos ni de las sentencias judiciales, con lo que se encuentran con que actualmente su propiedad tiene una sentencia de derribo pendiente.

La sala de lo contencioso del TSJR decretó en julio del 2006 «la demolición de la edificación en cuanto exceda de lo legalmente permitido», tras una denuncia de noviembre de 2004 de los vecinos de la urbanización colindante -a los que se colocó un 'muro' delante de las puertas de sus casas- por la modificación de la edificabilidad. El fallo fue declarado firme por el TSJR en septiembre del 2006.

El mismo proceso judicial que el edificio 'Alfil', con unos meses de retraso, ha seguido el bloque contiguo 'Argos', edificado con posterioridad por Gestora de Comunidades de Rioja, SL como promotora, y en la que participa la mujer del ex alcalde de Lardero.

Diario LA RIOJA intentó ayer, sin éxito, contactar con Pedro Vallejo para ofrecer su versión de los hechos.