larioja.com
Miércoles, 1 octubre 2014
claros
Hoy 12 / 24 || Mañana 12 / 24 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
La Justicia llama a las puertas de Sarkozy

MUNDO

La Justicia llama a las puertas de Sarkozy

04.07.12 - 00:14 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
La Justicia llamó ayer a las puertas de Nicolas Sarkozy menos de veinte días después de haber perdido la inmunidad presidencial. El domicilio del expresidente francés y su esposa, Carla Bruni, su bufete profesional y sus nuevas oficinas fueron registrados en París en ausencia del matrimonio, de vacaciones desde el lunes en Canadá. El juez instructor del 'caso Bettencourt' buscó pruebas de la supuesta financiación ilegal de la campaña electoral del 2007 del político conservador por la multimillonaria heredera de la firma de cosméticos L'Oréal.
Una decena de policías de la brigada financiera acompañaron al juez Jean-Michel Gentil en las inspecciones iniciadas a las seis y media de la mañana en la vivienda que Bruni posee en una urbanización privada del exclusivo distrito 16. La comitiva se dirigió luego a los locales que Sarkozy acaba de estrenar cerca del Elíseo en su calidad de exjefe del Estado. Por último visitaron el bufete de abogados, ubicado en el bulevar Malesherbes, del que el exmandatario es socio.
Thierry Herzog, letrado de Sarkozy, declaró que los registros le parecían «actos inútiles» y recordó que envió al juez una copia compulsada de las agendas del 2007 de su cliente el 15 de junio, cuando perdió su inmunidad. A su juicio, esos documentos demuestran la «imposibilidad absoluta de las pretendidas citas secretas con Liliane Bettencourt» de Sarkozy, quien siempre se desplazaba bajo una fuerte escolta. Ayer mismo escribió al magistrado para facilitarle la identidad de los policías que protegían al entonces ministro del Interior y luego candidato a las presidenciales del 2007.
Maletín con 400.000 euros
En las agendas solo consta una reunión con André Bettencourt, el esposo ya fallecido de la mujer más rica de Francia, que tuvo lugar el mediodía del sábado 24 de febrero del 2007, en la mansión de los magnates de la coméstica en Neuilly, municipio del que Sarkozy fue alcalde. Según Herzog, aquella única entrevista duró entre 20 y 25 minutos.
En un auto emitido el pasado 22 de marzo, el juez Gentil se interrogaba abiertamente sobre la posibilidad de entregas de dinero para la campaña de Sarkozy reveladas por los testimonios sumariales de varios empleados de la multimillonaria: contable, chófer, gobernanta, mayordomo, enfermera... Al magistrado le intriga en especial un maletín con 400.000 euros retirados de una cuenta en Suiza por Patrice de Maistre, el hombre de confianza de Bettencourt, la víspera de una cita con Eric Woerth, tesorero del candidato conservador.
Woerth dimitió luego como ministro de Trabajo al verse implicado en un caso que cobró entonces dimensión política, tras estar originado por una rencilla familiar entre Bettencourt y su hija en torno a la gestión de su inmensa fortuna. Sarkozy, que no era el único político de derecha e izquierda del que se dice que acudía a aprovecharse de la generosidad de la ricachona, es firme candidato a ser interrogado por el juez para explicarse como un ciudadano normal, lo que es desde la medianoche del pasado 15 de junio, un mes después del traspaso de poderes a su sucesor, el socialista François Hollande.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
La Justicia llama a las puertas de Sarkozy
Periodistas graban y fotografían la calle donde vive Nicolas Sarkozy, mientras un agente vigila la zona. :: AFP
pliega/despliegaLo más comentado
La Rioja

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.