Ofertas Fibra

Las ofertas de fibra óptica borran los costes extra

Las ofertas de fibra óptica borran los costes extra
Las grandes compañías de telecomunicaciones se decantan por promocionar sus ofertas mostrando el precio final

Los usuarios interesados en contratar ofertas fibra optica tienen un buen motivo para alegrarse. Las principales empresas del sector de telefonía e Internet han dado un vuelco a su filosofía de comunicación para ampliar la transparencia de sus promociones. Este nuevo enfoque comunicativo pretende eliminar acciones publicitarias donde se ocultaban costes extra como la cuota de línea o se anunciaban cifras que no se correspondían con el precio final.

Una de las implicaciones de esta nueva comunicación se centra en la conocida como “letra pequeña”. Frente a las promociones en ofertas de Internet que destacaban un precio atractivo que no se correspondía con el coste real, las compañías se esforzarán por bajar el precio total de sus tarifas. Este nuevo modo de publicitar las ofertas primará la claridad y la transparencia en las comunicaciones promocionales. El precio anunciado coincidirá con el precio final, como ya se ha apreciado en ofertas de compañías como Jazztel o Yoigo.

Esta movimiento responde a la intención de las empresas de telecomunicaciones de acercarse a aquellos clientes desencantados porque la contratación de ofertas atractivas de fibra óptica que no cumplían con las expectativas prometidas ni el precio promocionado. Todas las compañías cumplen con la legalidad vigente a la hora de comunicar sus ofertas, aunque en ocasiones no se anunciaba abiertamente el precio final, sino que se comunicaba de un modo menos explícito.

La información con menos visibilidad solía relacionarse con cargos extra como los costes de la cuota mensual, el compromiso de permanencia o las penalizaciones que implica no cumplir dicha condición. Aunque esta información está disponible en la página web de cada compañía, los usuarios se lamentan frecuentemente porque no se encuentra tan accesible o visible antes de tomar una decisión final sobre la tarifa de fibra óptica que más se adecúa a sus necesidades.

Además de los costes extra que se suman progresivamente en la factura de Internet, otros datos que no se mostraban tan claramente son los costes de penalización. Este gasto se produce en el caso de que se produzca una portabilidad, de la cual la compañía a la que se migra no asume su pago, o una baja antes del compromiso de permanencia pactado. Este plazo suele rondar entre un mínimo de doce hasta dieciocho meses. Con este nuevo planteamiento de comunicación, se avisará abiertamente de este tipo de detalles, para que el usuario disponga de toda la información del modo más claro desde el primer momento.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos