Emilio, el autor de un libro que nadie compró hasta que llegó a Twitter

Emilio Ortega/R.C.
Emilio Ortega / R.C.

Las redes catapultan la primera obra del octogenario. «No había tenido padrino...», se lamenta al mismo tiempo que su libro se termina de agotar en las librerías

ISAAC ASENJOMadrid

Si uno pierde la fe sobre la existencia de las buenas personas, Twitter no parece el mejor sitio donde ir a buscarla. Aunque hay veces en que las redes te sorprenden para bien, y aún hay ocasiones en las que reconforta entrar en ellas para descubrir historias maravillosas. Como la de Emilio Ortega, que el próximo 5 de julio cumplirá 82 años y que vive en Almería. Un octogenario que ha demostrado que nunca es tarde para hacer algo en lo que uno sueña desde siempre. Hace un año compró un ordenador y se puso a escribir un libro, que nació gracias a la editorial de autoedición El círculo rojo titulado 'El mundo visto a los ochenta'. Un ejemplar de 170 páginas y que está catalogado como una colección de relatos. Nadie se interesó en su obra. No vendió nada. Pero ahí hizo su aparición la suerte. Y las redes, que ni siquiera usa. Como una flecha lanzada que hace blanco en donde menos se espera. Apareció un hilo en Twitter. De esos que a veces logran convertirse en viral. Y sí, consiguió vender su libro. Pero no uno ni dos. Agotó existencias. 'Best seller'. Todo un éxito.

Emilio buscaba vender su libro en la Feria de Almería (que tiene lugar del 25 de abril al 1 de mayo). Entre las carpas y las mesas fue descubierto por Jota Merrick (@JatMerrik), con quien entabló una conversación. Según cuenta Merrick en su cuenta de Twitter, el señor le contó que no había vendido ejemplar alguno y al ver que él tenía interés en adquirirlo, se lo regaló. La publicación relata la dura infancia de Emilio - que nació en Orán, una ciudad al noroeste de Argelia que estuvo colonizada por Francia. Detalla influencias religiosas, políticas y su contexto social.

A @JatMerrik, locutor de radio y youtuber, le pareció fascinante y quiso ayudarlo. Compartió la historia en las redes. Contó sus primeras impresiones del ejemplar - dedicado a la madre de Emilio (que llegó a pedir limosna para sobrevivir tras la muerte de su padre en la batalla del Ebro), y sobre la vida del autor - que calificó de «película». «Es un hombre que por circunstancias de la vida no ha tenido estudios, pero su manera de pensar es muy superior a la de mucha gente con carrera», cuenta en un tuit. Y no es para menos. «He vivido en cuevas y combatido a los rebeles en Argelia, donde hice el servicio militar», cuenta en conversación telefónica con cierto acento francés. En la misma, que se prolongó durante varios minutos, el autor relata cómo tuvo que escribir hastra en tres ocasiones el libro porque se le había borrado del ordenador. «No tenía antivirus y había un momento en el que se borraba todo», explica.

El hilo fue retomado por el usuario @LSunshinee, que contactó a la editorial para obtener un ejemplar. Fue la primer venta de Emilio. Él mismo le escribió dispuesto a entregarle su libro en mano y contarle personalmente sus experiencias. Una sorpresa que relató en Twitter.

«Estoy muy asombrado. Recibo muchísimas llamadas y me piden el libro desde muchas partes del mundo», cuenta Emilio, que dice sentirse fuerte y con vitalidad pese a sus años. En los próximos días visitará una televisión local en Almería y alguna radio, explica. «Mandé imprimir unos cincuenta libros y los dejé en varias librerías. Ahora están desbordados, les piden muchos ejemplares y se van a vender en Amazon», se enorgullece mientras destaca la suerte que tuvo en encontrarse con aquel usuario de Twitter en la Feria de Almería. «Nunca había tenido un padrino así...», se lamenta al mismo tiempo que su libro se termina de agotar en las librerías.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos