larioja.com
Miércoles, 22 octubre 2014
claros
Hoy 14 / 26 || Mañana 11 / 23 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
Ikea retira las albóndigas de sus tiendas al detectar carne equina

confirmación de arias cañete

Ikea retira las albóndigas de sus tiendas al detectar carne equina

07.03.13 - 17:57 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Las famosas albóndigas de Ikea. / Foto: Efe | Vídeo: Atlas

La división española de Ikea ha procedido a la retirada de las albóndigas en todas sus tiendas de alimentación y restauración de España, tras el resultado de las pruebas realizadas por las autoridades de la República Checa que muestran indicios de restos de carne de caballo en ese producto. La compañía ha aclarado a través de un comunicado al que ha tenido acceso Efeagro que los análisis realizados por las autoridades checas sólo afectan a un lote de albóndigas disponible, aunque IKEA Ibérica ha optado por retirar todas las albóndigas de la venta en sus 17 establecimientos "hasta obtener los resultados de los nuevos análisis".

Desde la compañía han señalado que la multinacional Ikea inició análisis de ADN de todos sus productos cárnicos hace dos semanas, en los que se analizaron "doce muestras de diferentes lotes de albóndigas que no mostraron trazas de carne de caballo". Sin embargo, han indicado que para validar los resultados de las pruebas de las autoridades checas, están realizando nuevos análisis, cuyos resultados esperan tener en los próximos días.

Desde Ikea han subrayado que su compromiso se basa en "ofrecer alimentos de alta calidad, seguros, saludables y producidos de manera responsable". "No permitimos ningún ingrediente en nuestras recetas que no esté especificado en las mismas, asegurando su cumplimiento mediante un conjunto de estándares, certificados y análisis de productos realizados por laboratorios acreditados", han detallado.

Por su parte, el ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, ha dicho que se ha detectado un primer caso de fraude por la presencia de carne de caballo en "canelones con relleno de carne" etiquetados como vacuno y que se ha informado del caso a las comunidades autónomas y empresas afectadas. Fuentes del Ministerio han precisado que el positivo detectado corresponde a la marca 'La Cocinera', propiedad de la multinacional suiza Nestlé.

"Desde primeros de febrero venimos haciendo análisis en los puntos de consumo y una de las muestras ha dado resultado positivo, con restos de ADN de caballo", ha indicado en declaraciones a la prensa en Bruselas, en donde Arias Cañete discutirá con sus colegas europeos los últimos acontecimientos de esta crisis que afecta ya a varios países de la UE.

Arias Cañete ha evitado dar detalles sobre el origen de la muestra que ha dado positivo y se ha limitado a señalar que se trataba de "canelones con relleno de carne en la península ibérica" y que dicha prueba ha sido "tomada en Madrid". "Hemos informado ya a las Comunidades Autónomas, a las autoridades de consumo y a las empresas afectadas", ha añadido.

Con este ejemplo, el ministro ha querido destacar que España "se ha anticipado" al plan europeo pactado por los 27 para realizar test con los que rastrear en todos los países de la UE rastros de ADN de caballo en los alimentos transformados y comercializados como vacuno. También deben realizar pruebas para detectar la eventual presencia de un analgésico de uso animal llamado fenilbutazona.

Control en la UE

El programa de control lanzado a escala europea comenzará con las pruebas formalmente el próximo 1 de marzo, durante un periodo de un mes prorrogable dos meses más, con el objetivo de que los primeros resultados sean públicos el 15 de abril. El Ministerio trabaja en coordinación con las Comunidades Autónomas para articular el procedimiento y que el trabajo sea "lo más eficaz posible", ha explicado Arias Cañete, que ha apuntado que España realiza pruebas similares desde principios de este mes.

Sobre la necesidad de revisar las normas europeas en materia de etiquetado, tal y como defiende con fuerza Francia, el ministro español se ha mostrado cauto, ya que considera que no es "necesario en este momento". "Lo que hace falta es hacerlas cumplir (las normas)", ha indicado a la prensa, para incidir en que existen reglas que regulan el etiquetado pero que hay que perseguir los casos de "fraude".

"Lo que hay que hacer ahora es hacer caer todo el peso de la ley sobre los que han infringido los procedimientos, no creo que se deba aprovechar la ocasión para hacer cambios de normas, cuando realmente la normativa comunitaria permite seguir la trazabilidad perfectamente y garantiza que los consumidores estén protegidos", ha zanjado.

Seis productos retirados

Nada más conocer la noticia, Nestlé ha ordenado retirar toda la producción de su proveedor español de carne Servocar (seis productos), de Casarrubios de Monte (Toledo) al haberse encontrado en los análisis realizados ADN de caballo superior al 1% y ha asegurado que actuará legalmente contra él para exigirle responsabilidades, por encima del umbral que determina si se trata de adulteración

Nestlé explica en su página web que, como resultado de unos controles, se ha detectado en una partida de carne suministrada por el proveedor Servocar con trazas de ADN de caballo en un porcentaje superior al 1%, por encima del umbral que determina si se trata de adulteración. Según la multinacional, Servocar había certificado dicha materia prima como 100% carne de vacuno, por lo que Nestlé ha decidido dejar de comprarle y actuar legalmente para exigirle responsabilidades.

Ha subrayado que este hecho no supone ningún riesgo para la salud de los consumidores, pero que "el error consecuente en el etiquetado hace que los productos no cumplan con lo que los consumidores esperan de nosotros". Nestlé ha apuntado que en breve, los productos retirados serán reemplazados por otros nuevos fabricados con carne 100% de vacuno que hayan superado los análisis de ADN.

El director general de Nestlé España, Bernard Meunier, ha afirmado a través de un comunicado que "está claro que este es un problema que afecta al conjunto de fabricantes de la industria alimentaria. Se trata de un fraude de dimensión europea. Esta es una situación inaceptable. Pido disculpas a los consumidores y les reafirmo la voluntad de mantenernos alerta". En este sentido ha asegurado que la compañía está reforzando sus "controles de calidad para que no vuelva a pasar algo similar en el futuro. La calidad y la seguridad de nuestros productos es y seguirá siendo la prioridad número uno para Nestlé".

Según ha detallado Nestlé España, aunque el resultado de los análisis se referían solo a los canelones para microondas de su marca 'La Cocinera', la compañía ha decidido retirar los productores realizados con la materia prima suministrada por este proveedor, que son fusilli boloñesa de su marca 'Buitoni' y los canelones microondas, la empanada gallega de carne, el relleno de carne, el de berenjenas y las empanadillas de carne, todos ellos de la marca 'La Cocinera'.

En Tuenti
pliega/despliegaLo más comentado
La Rioja

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.