Una revisión de autores de literatura 'Negra y Criminal'

LUIS ÁNGEL ADÁN LEÓN

Si uno va buscando profesiones románticas no hace falta que se enrole a la guerrilla de Timor Oriental, que se haga librero. La novela de la historia de una librería tiene de todo: tragedia y comedia; amigos y enemigos (pocos); ilusiones y desilusiones y andar siempre a la cuarta pregunta, aunque es verdad que el dinero es de lo que menos se queja el librero autor de este libro. Un libro en el que hay mucho de amistad y felicidad y pocas recriminaciones. Pero para comparar la aventura de abrir y mantener una librería especializada en un género literario no se me ocurre grupo guerrillero que no sea suicida.

Puede sorprender que fracase una librería dedicada al género criminal ahora que tiene muy buena prensa en el mundo cultural; hay programas de radio dedicados exclusivamente a él; y se venden multitud de novelas bajo ese epígrafe. Pero la realidad es tozuda: una librería regentada por uno de los mayores expertos españoles del género; que está acompañado en su labor y en la vida por una de las mayores conocedoras en ese mundo; que ha convertido su librería en un lugar de referencia mundial al que los autores van a ser queridos y comer mejillones todos los sábados; donde cada autor puede encontrar su alcohol favorito y está obligado a sacarse una foto con la camiseta de la librería, no da beneficios.

Ese paraíso soñado por los lectores en el que la literatura se convierte en fiesta no vende los suficientes libros para subsistir. Bien es verdad, que cuando empezó allá por 2002 nadie daba un duro por el proyecto y ha durado hasta el año pasado, pero la tristeza y las dudas sobre el futuro de las librerías tradicionales prevalecen. Lo mejor de todo han sido las experiencias que allí se han vivido y este libro.

En Francia y en USA hace muchos años que se publican diccionarios de novela negra y en España Javier Coma publicó uno hace ya años. Paco Camarasa ha decidido utilizar ese formato alfabético para hacer lo que más le gusta hacer: de librero de confianza al que le pides consejo. Te cuenta lo que le gusta y lo que no le gusta ni te lo menciona. Un crítico traza líneas y sitúa los libros a un lado o a otro dando razones, él te cuenta lo que le gusta y lo que cree que te puede gustar a ti. En el caso de este libro, añade su experiencia personal con los autores de este diccionario que ha conocido, que han sido muchos. A todos los ha recibido con cariño en su cueva de los milagros y han pasado buenos momentos que nos dicen cosas de los novelistas que nos gustan.

Así presentado, este libro parece más una celebración de la felicidad del librero que un libro a leer. Pero es una exhaustiva revisión que cubre desde los autores clásicos a los contemporáneos de la literatura que él llama acertadamente como su librería, 'Negra y Criminal'. Adereza sus comentarios sobre los que ha conocido con las experiencias que han vivido juntos y con los detalles que hicieron esa librería especial: gato, comidas, bebidas. O incluso el día en que Michael Connelly quiso comprársela. ¿Por qué no le haría caso?

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos