De belén a belén por toda La Rioja

Logroño. Un grupo de jóvenes pasea por el belén monumental de la capital riojana./Justo Rodriguez
Logroño. Un grupo de jóvenes pasea por el belén monumental de la capital riojana. / Justo Rodriguez

Napolitanos y vivientes, de Playmobil o monumentales, la región se llena de nacimientos de Navidad

Iñaki García
IÑAKI GARCÍALogroño

Se nota que la Navidad ha llegado. Las fachadas de edificios, balcones y ventanas se iluminan, en muchos hogares un árbol cargado de luces, bolas y adornos preside el salón y los belenes empiezan a ganar espacio tanto en las casas como en tiendas, iglesias o plazas. De hecho, y en lo que se refiere a esta última tradición, se puede dibujar una ruta por toda La Rioja disfrutando del nacimiento, de los pastores, de los Reyes Magos y del resto de las figuras que componen todo buen belén.

En sorzano, desde los años setenta

Uno de los belenes más reconocidos de La Rioja es el que se halla en Sorzano. Su historia data de los años setenta, concretamente desde que José Miguel Rubio fue nombrado párroco de la localidad. Él comenzó a construir las figuras con viejas maquinarias de radios y aparatos antiguos.

Esa labor se intensificó a finales de la década de los noventa, cuando el párroco sufrió una operación de rodilla que le obligó a estar bastante tiempo parado. Tanto es así que llegó un momento en el que el belén creció mucho y hubo que cambiarlo de ubicación. En el 2005, José Miguel Rubio fallece, su hermana dona el belén a la asociación Amigos de Sorzano y actualmente la obra cuenta con aproximadamente seiscientas piezas que representan múltiples escenas como el pesebre o las lavanderas, así como otras más relacionadas con la región, como la vendimia o la procesión de las Cien Doncellas de Sorzano, entre otras muchas. Se puede visitar durante todo el año y para hacerlo hay que pedir la llave en el bar, junto al Ayuntamiento.

Aunque siempre hay nexos de unión, cada belén es diferente. Los hay grandes y en miniatura, antiguos y modernos, vivientes y estáticos e incluso de Playmobil. Las opciones son múltiples y los municipios riojanos aglutinan muchas.

El recorrido detrás de la estrella fugaz que guió a los Reyes Magos puede arrancar en la capital riojana, donde el belén monumental instalado en el Ayuntamiento se convierte en un destino casi obligado durante la Navidad. En él, el visitante se siente partícipe de la escena al caminar junto a sesenta figuras a lo largo de una superficie de 2.200 metros cuadrados. Se realiza de esta manera un viaja a través de los sentidos hasta Belén, pero sin salir de La Rioja, ya que la infraestructura recoge lugares reconocibles de la comunidad autónoma como el Picuezo y la Picueza de Autol, la fuente del peregrino y las iglesias de San Bartolomé y Santa María de Palacio de Logroño, la muralla del Revellín o el castillo de Clavijo.

El belén monumental de Logroño incluye muchos paisajes riojanos reconocibles

Junto a ellas aparecen figuras como Herodes y sus soldados, animales e incluso un extenso río. Además, la recreación cobra más vida, si cabe, a través de efectos sonoros. Murmullos, el funcionamiento de la antigua fragua, los gritos de las legiones... El ciudadano se integra cada vez más en un belén que permanecerá abierto hasta el 7 de enero y que contará con visitas de 'Sembradores de estrellas' (hoy, viernes, a las 19.30 horas), la Casa de Andalucía (día 29 a las 20 horas) y la Asociación Cultural Escuela de Dulzaina (día 30 a las 20 horas).

Además de la plaza del Ayuntamiento, los belenes son protagonistas en Logroño en la exposición organizada por la Asociación de Belenistas de La Rioja en la Escuela Superior de Diseño.

Otra de las localidades en la que los belenes gozan de mucho éxito en estas fechas es Santo Domingo de la Calzada. Concretamente, en el claustro de la catedral pueden visitarse, hasta el 7 de enero, numerosos nacimientos. Uno de ellos es el suntuoso belén napolitano, que este año incorpora un panel pintado a mano por Nicola Maciariello y que representa una multitud de ángeles cantando 'Gloria a Dios en el cielo'.

Arriba, . El belén napolitano de Santo Domingo, una obra de arte (Albo). A la izquierda,belén de Logroño (Justo Rodríguez). A la derecha, participantes en el belén viviende de Agoncillo.

Arnedo. Un recorrido por su belén momumental. ::
Arnedo. Un recorrido por su belén momumental. :: / Ernesto Pascual

Santo Domingo. El llamativo belén de Playmobil. ::
Santo Domingo. El llamativo belén de Playmobil. :: / Javier Albo

En el municipio calceatense también se halla también el belén de Playmobil, este año ambientado en Alaska, hecho con miles de piezas, así como otro mecánico, con 150 figuras con movimiento, diseñado por el abad del templo, Carlos Pérez-Caballero. Junto a estos, un Belén de Olot policromado, que es una auténtica joya, un mural de más de tres metros de baldosa de barro cocido realizado por el artista portugués José Gonçalves y numerosos belenes pequeños de diferentes países completan la oferta del municipio.

En Cervera del Río Alhama, por su parte, el grupo 'Saca la Navidad a la calle' ofrece hasta el 30 de diciembre, un montaje de dibujos animados, luz y sonido con villancicos tradicionales de España y América a las 18.30 horas en la calle Virgen del Pilar. Además, como en años anteriores, se han instalado portales de Belén de grandes dimensiones en la calle Ibo Alfaro y en la Avenida de La Rioja además de los típicos nacimientos en varios escaparates de antiguos establecimientos de la localidad. En el resto de pueblos de la comarca del Alhama Linares se han colocado igualmente belenes en iglesias y alguna plaza.

Siguiendo en La Rioja Baja, se puede hacer parada en el belén monumental que cada año prepara la Asociación Amigos de Arnedo con la colaboración del Ayuntamiento de la localidad, que cede el local donde se muestra al público. Este se encuentra en el número 9 de la calle Mayor. Los interesados pueden visitarlo los días laborables de 18.30 a 20.30 horas y los domingos y festivos de 12 a 14 y de 18.30 a 20.30 horas. El 5 de enero permanecerá cerrado con motivo de la Cabalgata de Reyes.

En Alfaro, mientras, bajo el árbol de Navidad que corona el centro de la plaza de España se halla el belén municipal, mostrado en ocho escenas diferentes que recorren los episodios del Nacimiento.

Belenes vivientes

En Calahorra y Alcanadre, las representaciones son vivientes. En concreto, la de la localidad calagurritana se celebró el pasado día 17 y estuvo protagonizada por los alumnos del colegio San Agustín. Partió de la Iglesia de San Francisco y finalizó en San Andrés.

El de Alcanadre, por su parte, se alcanza la cuadragésimo séptima edición del belén viviente, que contará con varias representaciones. La primera tendrá lugar el día de Navidad y a ella le darán continuidad otras los días 29 y 30 de este mes y 1 y 6 del próximo. Todas ellas arrancarán a las 19.30 horas.

Además, en Agoncillo todo el pueblo se involucra para representar otro belén viviente. Este año se alcanza la vigésimo tercera edición de la propuesta, que en este caso tendrá lugar mañana a las 18.30 en la plaza del Castillo. La representación irá acompañada de luz y sonido y se completará con degustaciones.

Así se cierra el recorrido por algunos de los belenes más representativos de La Rioja. Hay muchos más ya instalados, certificándose así que la Navidad ha llegado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos