La trama rusa de Trump

El hijo mayor del presidente de Estados Unidos, Donald Trump Jr., esperaba obtener información dañina sobre la excandidata presidencial Hillary Clinton en una reunión que mantuvo en junio del año pasado con una abogada rusa que tenía conexiones con el Kremlin. La reunión se celebró en la Trump Tower de Nueva York poco después de la nominación del patriarca como candidato republicano, y, con independencia de la utilidad del encuentro, su misma celebración pone de manifiesto que el aspirante presidencial estaba dispuesto a aceptar la ayuda de Moscú en su campaña. Las interferencias de Rusia en las elecciones americanas no son dudosas, y el FBI y el Congreso no han terminado de investigar este oscuro asunto, que salpica como es natural a quien se aprovechó de las posverdades que tiñeron de indignidad la campaña electoral. Habrá que ver si el sólido sistema político de los Estados Unidos pasa por alto este inquietante asunto.

Fotos

Vídeos