Rescate del rescatador

El Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), la institución gubernamental encargada de la resolución de las entidades financieras afectadas por la crisis mediante el recurso a las ayudas públicas, volvió a registrar pérdidas: 1.693 millones de euros en 2016, tras asumir que su participación en el banco BMN vale 916 millones menos que un año antes (Bankia lo valoró solo en 825 millones en el canje de la fusión) y la de BFA, la matriz de Bankia, 474 millones menos. Si estos 1.693 millones se suman a las pérdidas acumuladas desde 2010, se alcanza un total de 43.565 millones de euros, más del 4% del PIB español. Todo ello reafirma la visión pesimista, refrendada por el Banco de España, de que el Estado -y por tanto, el contribuyente- no va a recuperar todas las ayudas publicas concedidas al sector financiero.

Fotos

Vídeos