Reconquista de Mosul

El así llamado Estado Islámico se ha quedado sin su pretendida capital, Mosul: el Gobierno iraquí anunció la reconquista de la ciudad por sus fuerzas armadas. La noticia es muy relevante porque confirma que el loco intento del integrismo musulmán convertido en una inaceptable vesania pseudoconfesional no conseguirá sus objetivos por la fuerza. El proclamado imán del Estado Islámico, Al-Bagdadí, es un iraquí, militar de carrera, que escogió una ciudad de su tierra, Mosul, cultural y socialmente muy mezclada, para proclamar en 2014 nada menos que un Estado Islámico. A día de hoy es un fugitivo que en breve no tendrá dónde ir porque está también muy cerca la liberación del otro bastión del EI en la ciudad siria de Raqqa. El gran desafío militar así lanzado está siendo pues derrotado, en primer lugar por las propias sociedades iraquí y siria, un dato central y de capital importancia en la lucha global contra el terrorismo. Es la hora de la solidaridad con Irak. Las destrucciones materiales son enormes y hará falta mucho tiempo y mucha ayuda, además de mucha pedagogía democrática, para recuperar una genuina paz basada en el entendimiento social y confesional.

Fotos

Vídeos