Expediente a Facebook

La Agencia de Protección de Datos abrió ayer expediente a Facebook por no haber tomado las medidas necesarias para evitar que las cuentas de millones de usuarios -136.985 españoles- hayan podido ser escrutadas de forma ilegal por la empresa Cambridge Analytiks. Si el expediente detecta una conducta ilegal, como parece probable, la red social, que sigue en el ojo del huracán, sería multada. No es la primera vez que la agencia sanciona a Facebook, que cuenta con 23 millones de cuentas activas en España. Desde agosto de 2017, castigó varias infracciones graves y muy graves por «recabar datos sobre ideología, sexo, creencias religiosas, gustos personales o navegación sin informar de forma clara acerca del uso y finalidad que le va a dar a los mismos». La compañía de Zuckerberg trataba datos «especialmente protegidos» con fines publicitarios sin obtener el consentimiento expreso. La alarma generada por estas irregularidades obliga a los usuarios a ser exigentes tanto con el cumplimiento de estas multinacionales a la legalidad como con el celo de los supervisores.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos