Una demanda urgente

La petición de un tercer juzgado de lo Penal es una demanda antigua de la Justicia en La Rioja. En no pocas sentencias recientes, algunas de ellas muy relevantes, los magistrados se han visto incluso obligados a rebajar las penas a los reos al apreciar la atenuante de «dilación indebida» en los procesos. Pero, además, el presidente del Tribunal Superior de Justicia de La Rioja, Javier Marca, introduce hoy, en la entrevista publicada en las páginas de este periódico, otro argumento que suele pasar desapercibido: la necesidad de acelerar la ejecución de las sentencias. De nada sirve firmar un fallo judicial irreprochable en tiempo y forma si luego no se puede ejecutar con prontitud por falta de medios. Los ocasionales refuerzos autorizados por el Consejo General del Poder Judicial no dejan de ser parches coyunturales que alivian algo -pero no resuelven- el grave problema de fondo. La consecución de un tercer juzgado de lo Penal en Logroño es esencial para resolver el atasco en la Justicia riojana en esta instancia esencial y el Gobierno nacional debería atender de una vez esa petición recurrente y siempre postergada.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos