DESDE EL ANONIMATO

MARÍA JOSÉ GONZÁLEZ - EL TRAGALUZ

Hay que tenerlos muy blanditos para destapar la caja de los truenos escondidos bajo el anonimato. Igual que un par de bolas de manteca junto a un radiador.

Como este periódico les informa en su edición de hoy, un presunto grupo de empresarios riojanos ha anunciado a través de un incógnito correo electrónico -travistiendo en prudencia lo que es una cobarde clandestinidad- su decisión de promover una lista a las próximas elecciones a la Cámara de Comercio. Para, hipotéticamente, abrir un periodo de reflexión; generar diálogo, ideas y debate, y presentar un candidato.

Bien. Lo único cierto y real es que el objetivo de los no firmantes del email es embestir al presidente de la FER, Jaime García-Calzada, el único aspirante que públicamente ha confirmado su disposición a concurrir al cargo. Los empresarios sin nombre dicen que la pretensión de García-Calzada les ha provocado «estupefacción». Tanto pasmo, imagino, que no han podido reaccionar hasta tres semanas después de que el presidente de la patronal se postulase para el puesto. Y desde el anonimato no sólo le acusan de intentar dar un golpe de mano sobre la Cámara para anularla, sino que cuestionan si acaso no se ha prestado como mano ejecutora de un plan del que ni siquiera sería autor, sino el Ejecutivo riojano.

A García-Calzada, con seguridad, estos intrépidos 'empresarios' no le habrán quebrado el sueño esta noche. Él mismo es consciente de que desde que se reivindicó como posible candidato se reabría el eteterno enfrentamiento entre ambas instituciones. Se le puede criticar por las razones que le mueven, pero merece ser reconocido por las formas: poniendo la cara para que se la partan. Igualito que esos bizarros digitales.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos