Siete muertos en una patera encallada en la costa de Lanzarote

En la lancha viajaban cerca de una treintena de inmigrantes de origen magrebí

R. C.

madrid. Siete inmigrantes fallecieron y otro se encuentra en estado crítico tras encallar ayer una patera en la playa Bastián, en Costa Teguise (Lanzarote), informaron fuentes de la Guardia Civil, Salvamento Marítimo y el 112 de Canarias. Al parecer llevaban dos días en el mar desde que embarcaron en la neumática en la ciudad de Tarfaya, en el extremo sur de Marruecos, apenas a 130 kilómetros de la costa de las Islas Canarias.

La embarcación, una lancha neumática de grandes dimensiones, fue avistada sobre las 11.57 horas en la costa por un socorrista, que avisó de inmediato al 112 de Canarias. Dentro de la patera, los equipos de socorro hallaron cinco cadáveres, con síntomas de ahogamiento e hipotermia, mientras que un sexto cuerpo fue recuperado del agua. Los sanitarios rescataron del mar a otros dos varones con síntomas de ahogamiento, uno de los cuales falleció durante las maniobras de reanimación y otro fue recuperado de una parada cardiorrespiratoria y evacuado al Hospital de Arrecife.

La lancha llegó a la costa de Lanzarote con unas 27 personas a bordo, todos varones magrebíes de entre 20 y 40 años. Algunos saltaron al agua y hasta ahora la Guardia Civil ha localizado a 18 supervivientes que se encuentran en buen estado y a otro más que ha sido trasladado también al hospital, lo mismo que el reanimado por los sanitarios en la misma playa. Los agentes no descartan que fueran más, ya que varios testigos dijeron haber visto a «dos o tres» inmigrantes alcanzar la playa desde la embarcación y huir a pie de la zona.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos